Procedimiento de escisión electroquirúrgica con asa para cambios anormales en las células del cuello uterino

Generalidades de la cirugía

En el procedimiento de escisión electroquirúrgica (LEEP, por sus siglas en inglés) se usa un asa de alambre fino que transmite corriente eléctrica a bajo voltaje para eliminar el tejido anormal del cuello uterino. Con el LEEP se puede:

  • Extirpar tejido anormal en el cuello uterino que puede verse durante una colposcopia.
  • Extraer tejido anormal que se encuentra muy arriba en el conducto cervical y que no se puede observar durante una colposcopia. En esta situación, podría usarse el LEEP en lugar de una biopsia cónica.

LEEP también se conoce como escisión de la zona de transformación con asa grande (LLETZ, por sus siglas en inglés).

Antes de realizar el procedimiento, se puede aplicar al cuello uterino una solución de vinagre (ácido acético) o de yodo, que hace que las células anormales sean más visibles.

Cómo se hace

El LEEP suele hacerse en el consultorio médico, en una clínica o en un hospital como procedimiento ambulatorio. No tiene que pasar la noche en el hospital.

Tendrá que quitarse la ropa de la cintura para abajo y cubrirse con un papel o una sábana alrededor de la cintura. Luego, deberá recostarse boca arriba en una mesa de exploración, con las piernas elevadas y los pies apoyados en estribos. El médico le introducirá un instrumento lubricado llamado espéculo en la vagina. El espéculo separa suavemente las paredes de la vagina y, de este modo, permite examinar el interior de la vagina y el cuello uterino.

Se inyecta un medicamento para adormecer el cuello uterino (bloqueo paracervical). Si se utiliza el bloqueo paracervical, se puede administrar un analgésico oral o se puede inyectar un analgésico en una vena (por vía intravenosa o IV) junto con la anestesia local.

Qué esperar después de la cirugía

La mayoría de las mujeres pueden volver a sus actividades habituales entre 1 y 3 días después de que se haga el LEEP. El tiempo que tarde en recuperarse depende de cuánto se hizo durante el procedimiento.

Después del LEEP

  • Puede haber cólicos leves por varias horas después del procedimiento.
  • Es normal tener una secreción vaginal de color marrón oscuro durante la primera semana.
  • Puede tener secreción vaginal o manchado durante aproximadamente 3 semanas.
  • Se deberían usar toallas sanitarias en vez de tampones durante las primeras 3 semanas.
  • Se deben evitar las relaciones sexuales durante aproximadamente 3 semanas.
  • No deben hacerse lavados vaginales.

Cuándo llamar al médico

Llame a su médico ahora o busque atención médica de inmediato si:

  • Tiene sangrado vaginal intenso. Elimina coágulos de sangre y empapa las toallas sanitarias habituales cada hora durante 2 horas o más.
  • Tiene dolor que no mejora después de tomar analgésicos.
  • Tiene señales de infección, tales como:
    • Mayor dolor.
    • Secreción vaginal con olor desagradable.
    • Fiebre.

Por qué se hace

El LEEP se hace después de que se hayan confirmado los resultados anormales de la prueba de Papanicolaou por medio de una colposcopia y una biopsia del cuello uterino. Se puede utilizar el LEEP para tratar cambios celulares en el cuello uterino. Estos incluyen:

  • Cambios celulares menores llamados lesiones intraepiteliales escamosas de bajo grado (LSIL, por sus siglas en inglés) que pueden ser precancerosos y que persisten después de un período de espera vigilante.
  • Cambios celulares entre moderados y graves y estas células pueden extirparse.

Eficacia

El LEEP es un tratamiento muy eficaz para los cambios celulares anormales en el cuello uterino. Durante el LEEP, solo se extirpa una pequeña cantidad de tejido normal en el borde de la zona de tejido anormal.

Después del LEEP, el tejido que se ha extirpado (muestra) puede examinarse para ver si hay cáncer que ha crecido muy profundamente en el tejido del cuello uterino (cáncer invasivo). De este modo, el LEEP puede asistir con un diagnóstico más detallado así como con el tratamiento de las células anormales.

El LEEP es tan eficaz como la crioterapia o el tratamiento con láser. Si se extirpa todo el tejido anormal del cuello uterino, no hacen falta más operaciones, aunque las células anormales pueden volver a presentarse en el futuro. Algunos estudios muestran que todas las células anormales fueron extirpadas en hasta un 98% de los casos.1

Riesgos

  • Puede presentarse una infección del cuello uterino o del útero (poco común).
  • Puede ocurrir un estrechamiento del cuello uterino (estenosis cervicouterina) que puede dar lugar a esterilidad (poco común).
  • Después de que una mujer se haya sometido a LEEP, tiene un mayor riesgo de tener un bebé prematuro.2

Para pensar

El procedimiento de escisión electroquirúrgica con asa (LEEP) es menos costoso y más fácil de hacer que la biopsia cónica o el tratamiento con láser de dióxido de carbono.

Antes de realizar un procedimiento LEEP, se hace una biopsia para confirmar los cambios celulares anormales en el cuello uterino.

Si le han realizado un LEEP, necesita hacerse pruebas de seguimiento de Papanicolaou regulares. Las pruebas de Papanicolaou deben repetirse con una frecuencia de 4 a 6 meses o según lo recomiende el médico. Después de que haya tenido varios resultados normales en las pruebas de Papanicolaou, usted y su médico pueden decidir con qué frecuencia debe hacerse pruebas de Papanicolaou en el futuro.

Complete el formulario de información sobre la cirugía (PDF) (¿Qué es un documento PDF ?) para ayudarle a prepararse para esta cirugía.

Referencias

Citas bibliográficas

  1. Garcia F, et al. (2012). Intraepithelial diseases of the cervix, vagina, and vulva. In JS Berek, ed., Berek and Novak's Gynecology, 15th ed., pp. 574–618. Philadelphia: Lippincott Williams and Wilkins.
  2. Samson SA, et al. (2005). The effect of loop electrosurgical excision procedure on future pregnancy outcomes. Obstetrics and Gynecology, 105(2): 325–332.

Créditos

PorEl personal de Healthwise
Revisor médico primario Sarah Marshall, MD - Medicina familiar
Revisor médico especializado Kirtly Jones, MD - Obstetricia y ginecología

Revisado12 marzo, 2014