Skip to Content
UW Health SMPH
American Family Children's Hospital
SHARE TEXT

Laminectomía descompresiva para la estenosis espinal lumbar

Generalidades de la cirugía

La laminectomía descompresiva es el tipo más común de cirugía para tratar la estenosis espinal lumbar (en la parte baja de la espalda). Esta cirugía se hace para aliviar la presión en las raíces de los nervios raquídeos causada por cambios en la columna vertebral debidos a la edad. También se hace para tratar otras afecciones, como lesiones en la columna vertebral, hernias de disco o tumores. En muchos casos, reducir la presión en las raíces nerviosas puede aliviar el dolor y permitirle retomar sus actividades diarias normales.

La laminectomía extrae el tejido óseo (partes de las vértebras) y/o tejido engrosado que están provocando un estrechamiento del conducto vertebral y comprimiendo las raíces de los nervios raquídeos. Este procedimiento se realiza quirúrgicamente por medio de un corte en la espalda.

Artrodesis vertebral

En algunos casos, puede realizarse una artrodesis (fusión vertebral) al mismo tiempo para ayudar a estabilizar las secciones de la columna vertebral tratadas por medio de laminectomía descompresiva. La artrodesis vertebral es una cirugía mayor que suele durar varias horas. Existen diferentes métodos de artrodesis vertebral:

  • En el método más común, se toma hueso de otra parte del cuerpo o se obtiene de un banco de huesos. Este hueso se utiliza para formar un "puente" entre las vértebras adyacentes. Este injerto de hueso "vivo" estimula el crecimiento de hueso nuevo.
  • En algunos casos, se realiza un método adicional de artrodesis (llamado fusión instrumentada) en el que se fijan implantes de metal (tales como barras, ganchos, alambres, placas o tornillos) a las vértebras para mantenerlas unidas hasta que el nuevo hueso crezca entre ellas.

Existe una variedad de técnicas especializadas que pueden usarse para la artrodesis vertebral, aunque el procedimiento básico es siempre el mismo. Las técnicas varían desde el tipo de implante óseo o metálico que se utilice hasta si la cirugía se realiza desde la parte frontal (anterior) o trasera (posterior) del cuerpo. El método elegido depende de varios factores, incluyendo su edad y estado de salud, la cantidad de vértebras involucradas, la gravedad de la presión en las raíces nerviosas y los síntomas asociados, así como la experiencia del cirujano. La artrodesis vertebral aumenta la posibilidad de complicaciones así como el tiempo de recuperación después de la cirugía.

Qué esperar después de la cirugía

Dependiendo de su estado de salud y de lo extensa que sea la cirugía, podría tardar varios meses o más tiempo antes de que pueda retomar sus actividades diarias.

Por qué se hace

La cirugía para la estenosis espinal se considera cuando:

  • Los síntomas graves restringen las actividades diarias normales y se vuelven más graves de lo que usted puede manejar.
  • El tratamiento no quirúrgico no alivia el dolor, y los síntomas graves de compresión nerviosa causados por la estenosis espinal (como entumecimiento o debilidad) son cada vez peores.
  • Tiene menos capacidad para controlar la vejiga o los intestinos que de costumbre.
  • Nota cambios repentinos en su capacidad para caminar con paso seguro, o sus movimientos se vuelven torpes.

La decisión de operarse no se basa solamente en los resultados de las pruebas de imagen. Incluso si los resultados de las pruebas de imagen muestran una mayor presión sobre la médula espinal y las raíces nerviosas raquídeas, la decisión de someterse a cirugía también depende de la gravedad de los síntomas y de su capacidad para realizar sus actividades diarias normales.

En algunos casos, podría realizarse una artrodesis vertebral al mismo tiempo para estabilizar la columna. La artrodesis vertebral podría facilitar el movimiento (mejorar el funcionamiento) y aliviar el dolor. También puede ayudar a evitar que los huesos se desplacen a posiciones que opriman el conducto vertebral y presionen las raíces de los nervios raquídeos.

Eficacia

La cirugía para la estenosis espinal generalmente es opcional, pero podría recomendarse si los síntomas no se pueden aliviar con tratamiento no quirúrgico. En general, los expertos consideran que la cirugía tiene buenos resultados y alivia el dolor en las extremidades inferiores en personas que tienen síntomas graves de estenosis espinal y que tienen pocos problemas de salud graves.

Las investigaciones demuestran que:

  • Es posible que la cirugía funcione mejor que los tratamientos no quirúrgicos para aliviar el dolor y ayudarle a moverse mejor. Si los tratamientos no quirúrgicos no han funcionado lo suficientemente bien, la cirugía podría ayudarle.1
  • A los 3 meses, las personas que se operaron notan una mayor mejoría en sus síntomas y pueden hacer más actividad que las personas que no se operaron.1 Esta diferencia continúa durante al menos 4 años después de la cirugía.2
  • Parece que los beneficios de la cirugía duran por muchos años. Después de 8 a 10 años:
    • Las personas tratadas con cirugía quedaron tan satisfechas como las personas tratadas sin cirugía.
    • En general, las personas que se operaron pudieron hacer más actividad y tuvieron menos dolor en las piernas que las personas que recibieron tratamiento no quirúrgico.3
  • La cirugía parece ser más eficaz para el dolor en las piernas que para el dolor en la espalda, pero puede ayudar en ambos casos.4

Sin embargo, los síntomas podrían volver a presentarse después de algunos años. Es posible que se necesite una segunda cirugía si:

  • La estenosis espinal ocurre en otra zona de la columna vertebral.
  • Un procedimiento quirúrgico anterior no resultó eficaz para controlar los síntomas.
  • Se presenta inestabilidad o la fusión no se produce.
  • El tejido vuelve a crecer (láminas) y ejerce presión sobre la médula espinal o las raíces de los nervios raquídeos.

La artrodesis vertebral puede realizarse al mismo tiempo que la laminectomía descompresiva. La artrodesis vertebral puede ayudar a estabilizar las secciones de la columna vertebral que han sido tratadas por medio de una laminectomía descompresiva. En general, la artrodesis se realiza solo si una zona de la columna vertebral es inestable, lo que significa que los huesos de la columna (vértebras) se mueven demasiado o no se mueven de manera normal. Este movimiento adicional provoca desgaste en los nervios y otros tejidos blandos, causando irritación y dolor. El objetivo de la artrodesis es evitar el movimiento de los huesos dañados en la columna vertebral para poder proteger los tejidos blandos.

Riesgos

Puede haber complicaciones a causa de la cirugía para la estenosis espinal como resultado del impacto de otros problemas médicos existentes y de la gravedad del problema en la columna vertebral. Además, todo tipo de cirugía conlleva riesgos de complicaciones. Estas complicaciones pueden ser más graves en adultos mayores.

Las posibles complicaciones incluyen:

  • Problemas causados por la anestesia.
  • Una infección profunda en la herida quirúrgica.
  • Una infección de la piel.
  • Coágulos de sangre.
  • Inestabilidad en la columna vertebral.
  • Lesión nerviosa, que incluye debilidad, entumecimiento o parálisis.
  • Desgarros del tejido fibroso que recubre la médula espinal y el nervio cerca de la médula espinal, que a veces requieren una segunda cirugía.
  • Problemas para orinar o pérdida del control de la vejiga o de los intestinos.
  • Dolor a largo plazo (crónico), que se presenta después de la cirugía en algunos casos.
  • Muerte a causa de problemas derivados de la cirugía, pero esto es poco frecuente.

Si usted tiene diabetes o problemas circulatorios o si fuma, es posible que tenga un mayor riesgo de complicaciones.

Para pensar

La mayoría de los expertos recomiendan que las personas con estenosis espinal prueben los tratamientos no quirúrgicos antes de elegir operarse.

Hay una mayor probabilidad de que la cirugía para la estenosis espinal lumbar alivie el dolor, el entumecimiento y la debilidad que están mayoritariamente en las piernas. La cirugía podría no funcionar igual de bien para aliviar el dolor que se presenta principalmente en la espalda.

La cirugía suele ser eficaz si usted tiene dolor y entumecimiento graves en las piernas y no ha podido moverse bien por mucho tiempo. Sin embargo, en algunos casos, los síntomas regresan después de la cirugía. También es posible que los síntomas nerviosos, incluyendo el entumecimiento y la torpeza, no se puedan aliviar o puedan regresar.

Después de la laminectomía y la artrodesis, puede desarrollarse estenosis espinal directamente encima o debajo del sitio quirúrgico. Hacerse operaciones repetidas para la estenosis espinal aumenta su riesgo de complicaciones y de inestabilidad en la columna vertebral.

La edad no debería ser un factor a la hora de decidir si hacerse o no una laminectomía descompresiva. Pero es posible que no se recomiende la cirugía si usted tiene otras afecciones médicas que pueden hacer que este procedimiento y la consiguiente rehabilitación tengan menos éxito.

Complete el formulario de información sobre la cirugía (PDF) (¿Qué es un documento PDF ?) para ayudarle a prepararse para esta cirugía.

Referencias

Citas bibliográficas

  1. Weinstein JN, et al. (2008). Surgical versus nonsurgical therapy for lumbar spinal stenosis. New England Journal of Medicine, 358(8): 794–810.
  2. Weinstein JN, et al. (2010). Surgical versus nonoperative treatment for lumbar spinal stenosis four-year results of the Spine Patient Outcomes Research Trial. Spine, 35(14): 1329–1338.
  3. Atlas SJ, et al. (2005). Long-term outcomes of surgical and nonsurgical management of lumbar spinal stenosis: 8- to 10-year results from the Maine Lumbar Spine Study. Spine, 30(8): 936–943.
  4. Pearson A, et al. (2011). Predominant leg pain is associated with better surgical outcomes in degenerative spondylolistheses and spinal stenosis: Results from the Spine Patient Outcomes Research Trial (SPORT). Spine, 36(3): 219–229.

Créditos

PorEl personal de Healthwise
Revisor médico primario William H. Blahd, Jr., MD, FACEP - Medicina de emergencia
Revisor médico especializado Robert B. Keller, MD - Ortopedia

Revisado4 junio, 2014

Esta información no reemplaza la consulta médica. Healthwise, Incorporated niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta las Condiciones de Uso. Cómo se desarrolló esta información para ayudarle a tomar mejores decisiones de salud.

© 1995-2014 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para cada decisión de la salud, y el logo de Healthwise son marcas de fábrica de Healthwise, Incorporated.