Skip to Content
UW Health SMPH
American Family Children's Hospital
SHARE TEXT

Cirugía de colocación de banda gástrica ajustable

Generalidades de la cirugía

La colocación de banda gástrica ajustable por laparoscopia es una operación para reducir el tamaño del estómago. Se hace para ayudar a adelgazar a las personas. La cirugía limita la cantidad de alimento que puede retener el estómago. Esto le ayuda a comer menos y a sentirse satisfecho más rápidamente.

La colocación de banda gástrica ajustable se hace por medio de varios cortes pequeños, llamados incisiones, en el abdomen. El médico insertará pequeños instrumentos quirúrgicos y una cámara a través de las incisiones. A continuación, el médico enrollará un dispositivo alrededor de la parte superior del estómago para formar un anillo. Unido al anillo hay un tubo delgado que lleva a un puerto de acceso que se deja bajo la piel. El puerto de acceso es el lugar en el que el médico introduce una aguja para añadir o extraer solución salina. Al añadir solución salina, la banda se estrecha y reduce el tamaño del estómago. El médico puede extraer parte de la solución salina si el anillo está demasiado ajustado.

Durante la cirugía, la banda no está inflada. Usted necesitará recuperarse de la operación antes de que se pueda ajustar la banda para la pérdida de peso. Esto suele ocurrir entre 4 y 6 semanas después de la cirugía.

Otro nombre para esta cirugía es cerclaje gástrico. A veces, la personas prefieren llamarlo por el nombre de marca comercial, como, por ejemplo, "Lap-Band System" o "Realize Band".

Qué esperar después de la cirugía

Después de la cirugía, es posible que necesite analgésicos (medicamentos para el dolor) para ayudar con las molestias y los dolores. Lo animarán a que se mueva para ayudar a que su cuerpo sane. Tal vez le hagan una radiografía (rayos X) el día después de la operación para asegurarse de que todo esté funcionando correctamente.

Su médico le dará instrucciones específicas sobre lo que puede comer después de la cirugía. Durante las primeras 2 semanas, su estómago solo podrá tolerar pequeñas cantidades de líquidos mientras sana. Algunas personas sienten que están llenas con solo unos pocos sorbos de agua u otro líquido. Otras personas no notarán mucha diferencia. Es importante que trate de tomar sorbos de agua a lo largo del día para evitar deshidratarse. Puede notar que no evacua el intestino con regularidad justo después de la cirugía. Esto es común. Trate de evitar el estreñimiento y de no hacer esfuerzos cuando evacua el intestino.

Poco a poco, podrá volver a agregar alimentos sólidos a su dieta. Deber asegurarse de masticar bien los alimentos y de dejar de comer cuando se sienta lleno. Esto puede llevarle algo de tiempo hasta acostumbrarse, porque se sentirá lleno después de comer mucho menos de lo que solía comer. Si no mastica bien sus alimentos o si espera de más para dejar de comer, puede sentir malestar o náuseas e incluso a veces puede llegar a vomitar.

Su médico podría recomendarle que colabore con un dietista para planificar comidas saludables que le aporten suficientes proteínas, vitaminas y minerales a medida que va bajando de peso. Incluso con una dieta saludable, probablemente tenga que tomar vitaminas y suplementos minerales de por vida.

Una vez que pueda volver a comer alimentos sólidos, su médico le ajustará la banda alrededor del estómago añadiendo solución salina a su puerto de acceso, lo cual inflará la banda y hará que se ajuste. Probablemente tengan que ajustarle la banda muchas veces durante el primer año hasta encontrar el tamaño adecuado que le ayude a adelgazar, sentirse lleno en el momento adecuado y no vomitar. Necesitará una consulta médica cada vez que haga falta ajustar la banda.

Adelgazamiento

Después de la cirugía, el adelgazamiento es gradual, pero constante. Tendrá consultas regulares con su médico para que observe como se está recuperando. El médico puede ajustar la banda si usted no está adelgazando como se esperaba o si tiene problemas con la banda. Algunas personas siguen bajando de peso por hasta 3 años después de la cirugía.

Emociones

Es común tener muchos sentimientos diferentes después de la cirugía. Podría sentirse contento o entusiasmado cuando comience a bajar de peso. Pero también podría sentirse abrumado o frustrado por los cambios que debe hacer en su alimentación, actividad y estilo de vida. Si tiene inquietudes o preguntas, hable con su médico.

Por qué se hace

La cirugía de adelgazamiento es apropiada para personas con problemas graves de sobrepeso y que no hayan podido adelgazar con un régimen de dieta, ejercicio o medicamentos.

Por lo general, se considera la cirugía cuando su índice de masa corporal (IMC) es de 40 o más alto. La cirugía también puede ser una opción cuando su IMC es de 35 o más alto y usted tiene un problema potencialmente mortal o incapacitante que está relacionado con su peso.

Es importante que piense en esta cirugía como una herramienta para ayudarle a bajar de peso. No es una solución instantánea. Todavía tendrá que alimentarse en forma saludable y hacer ejercicio en forma regular. Esto le ayudará a alcanzar su peso deseado y a evitar que recupere el peso que bajó.

Eficacia

Los estudios han demostrado que las personas pueden tener el mismo éxito para adelgazar con la banda gástrica ajustable que con otros métodos de adelgazamiento o cirugías, aunque generalmente la reducción de peso es menor y más lenta que con la derivación gástrica.

Riesgos

Los riesgos comunes a todas las cirugías de adelgazamiento incluyen una infección en la incisión, sangrado y un coágulo de sangre en las piernas (trombosis venosa profunda o DVT, por sus siglas en inglés) o en el pulmón (embolia pulmonar). Algunas personas llegan a tener cálculos renales o una afección debida a una deficiencia nutricional como la anemia o la osteoporosis.

Aunque se considera que la colocación de banda gástrica ajustable es la cirugía de adelgazamiento menos traumática, pueden presentarse problemas. Estos incluyen:

  • Obstrucción. La banda puede hacer que algo (normalmente comida) bloquee la apertura entre la parte superior del estómago y la parte inferior de este. Esto puede causar dolor, náuseas y vómitos.
  • Deslizamiento de la banda. La banda puede deslizarse fuera de lugar. Los síntomas pueden incluir dolor abdominal o acidez estomacal (reflujo gástrico). Esto puede tratarse extrayendo el líquido de la banda. O tal vez necesite una segunda operación.
  • Problemas con el puerto de acceso. Usted podría tener una infección alrededor del puerto de acceso o este podría desconectarse o tener una fuga. El tubo que va desde la banda hasta el puerto de acceso también podría bloquearse.
  • GERD. Usted podría tener esofagitis o enfermedad por reflujo gastroesofágico (GERD, por sus siglas en inglés).
  • Dilatación esofágica. Si la banda está demasiado ajustada, o si usted come demasiado, su esófago puede expandirse. Esto puede dificultarle el tragar, lo cual puede hacer que los alimentos se queden atorados en su garganta. Si esto no se arregla, usted podría llegar a tener neumonía.
  • Desnutrición. Comer menos puede significar que usted no recibe suficientes nutrientes, lo cual puede causar problemas de salud. Es probable que tenga que tomar suplementos vitamínicos de por vida.

Para pensar

La cirugía para bajar de peso no elimina los tejidos grasos. No es una cirugía estética.

Algunos estudios revelan que las personas que se operan para bajar de peso tienen menos probabilidades de morir de problemas del corazón, diabetes o cáncer en comparación con personas obesas que no se operaron.1

Complete el formulario de información sobre la cirugía (PDF) (¿Qué es un documento PDF ?) para ayudarle a prepararse para esta cirugía.

Referencias

Citas bibliográficas

  1. Adams TD, et al. (2007). Long-term mortality after gastric bypass surgery. New England Journal of Medicine, 357(8): 753–761.

Otras obras consultadas

  • Colquitt JL, et al. (2009) Surgery for Obesity. Cochrane Database of Systematic Reviews (2).
  • Heber D, et al. (2010). Endocrine and nutritional management of the post-bariatric surgery patient: An Endocrine Society clinical practice guideline. Journal of Clinical Endocrinology and Metabolism, 95(11): 4823–4843. Available online: http://www.endo-society.org/guidelines/final/upload/FINAL-Standalone-Post-Bariatric-Surgery-Guideline-Color.pdf.
  • Pories WJ (2008). Bariatric surgery: Risks and rewards. Journal of Clinical Endocrinology and Metabolism, 93(11, Suppl 1): S89–S96. Available online: http://jcem.endojournals.org/cgi/reprint/93/11_Supplement_1/s89.pdf.

Créditos

PorEl personal de Healthwise
Revisor médico primario E. Gregory Thompson, MD - Medicina interna
Revisor médico especializado Ali Tavakkoli, FACS, FRCS, MD - Cirugía general, Cirugía bariátrica

Revisado12 marzo, 2014

Esta información no reemplaza la consulta médica. Healthwise, Incorporated niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta las Condiciones de Uso. Cómo se desarrolló esta información para ayudarle a tomar mejores decisiones de salud.

© 1995-2014 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para cada decisión de la salud, y el logo de Healthwise son marcas de fábrica de Healthwise, Incorporated.