Producción y función de las hormonas tiroideas

Saltar a la barra de navegación

Generalidades del tema

La glándula tiroidea usa yodo de los alimentos para producir dos hormonas tiroideas: triyodotironina (T3) y tiroxina (T4). También almacena estas hormonas y las libera a medida que se las necesita. El hipotálamo y la hipófisis (glándula pituitaria), que se encuentran en el cerebro, ayudan a controlar la glándula tiroidea. El hipotálamo libera hormona liberadora de tirotropina (TRH, por sus siglas en inglés), la cual estimula la hipófisis para que libere tirotropina (TSH, por sus siglas en inglés). Cuando el hipotálamo y la hipófisis funcionan con normalidad, notan cuando:

  • Los niveles de hormona tiroidea están bajos, por lo que segregan más TRH y TSH, lo cual estimula la glándula tiroidea para que produzca más hormonas.
  • Los niveles de hormona tiroidea están demasiado altos, por lo que segregan menos TRH y TSH, lo cual reduce la producción de hormonas de la glándula tiroidea.

Enfermedades o tumores de la hipófisis pueden afectar este proceso.

Vea una imagen de la producción de hormona tiroidea.

Las hormonas tiroideas afectan todas las células y órganos del cuerpo. Estas hormonas:

  • Regulan la velocidad a la que se queman calorías, lo cual afecta la pérdida o el aumento de peso.
  • Pueden desacelerar o acelerar los latidos cardíacos.
  • Pueden elevar o bajar la temperatura corporal.
  • Influyen en la velocidad a la que los alimentos se mueven a través del tubo digestivo.
  • Controlan la manera en la que se contraen los músculos.
  • Controlan la velocidad a la que se reemplazan las células que mueren.

Información relacionada

Créditos

PorEl personal de Healthwise
Revisor médico primario Kathleen Romito, MD - Medicina familiar
Revisor médico especializado Matthew I. Kim, MD - Endocrinología

Revisado14 noviembre, 2014