Skip to Content
UW Health SMPH
American Family Children's Hospital
SHARE TEXT

Dentición

Generalidades del tema

¿Qué es la dentición?

Su bebé se encuentra en la etapa de dentición cuando el primer grupo de dientes, que se llaman dientes primarios, salen a través de las encías.

¿Cuándo suele comenzar la dentición?

Por lo general, la dentición comienza a los 6 meses de edad aproximadamente. Pero es normal que la dentición comience en cualquier momento entre los 3 y los 12 meses de edad. Para cuando su hijo tenga alrededor de 3 años, tendrá los 20 dientes primarios.

Por lo general, los dientes inferiores frontales salen primero. Por lo general, los dientes superiores frontales salen entre 1 y 2 meses después de los dientes inferiores frontales. Vea una imagen que muestra cuándo salen los dientes primarios.

¿Cuáles son los síntomas?

Algunos bebés se ponen más molestos de lo habitual cuando les están saliendo los dientes. Esto puede deberse a dolor o hinchazón en las encías antes de que salga un diente. Por lo general, estos síntomas comienzan alrededor de 3 a 5 días antes de que aparezca el diente y desaparecen en cuanto el diente corta la piel. Muchos bebés parecen no verse afectados por la dentición.

Los bebés pueden morderse los dedos o morder los juguetes para ayudar a aliviar la presión en las encías. También pueden negarse a comer y a beber debido a que les duele la boca.

Muchos bebés babean durante la dentición, lo que puede causar salpullido en la barbilla, en la cara o en el pecho.

Los síntomas leves que mejoran no suelen ser motivo de preocupación. Llame a su médico si los síntomas de su bebé son graves o no mejoran.

¿Cómo puede ayudar a su bebé a estar más cómodo durante la dentición?

A continuación le indicamos algunos consejos para ayudar a su bebé a sentirse mejor durante la dentición:

  • Use un dedo limpio (o un anillo de dentición frío) para frotar suavemente las encías de su bebé durante alrededor de 2 minutos por vez. A muchos bebés esto los tranquiliza, aunque pueden protestar al principio.
  • Dele a su bebé objetos seguros para que muerda, como anillos de dentición.
  • Si es necesario, dele a su bebé un analgésico (medicamento para el dolor) de venta libre que esté indicado para su edad específica. Lea y siga todas las indicaciones. No le dé aspirina a ninguna persona menor de 20 años, debido a que se ha vinculado con el síndrome de Reye, una enfermedad poco frecuente pero grave.

Muchos padres usan otros remedios para la dentición, como geles que se aplican en las encías del bebé. Muchos expertos se preguntan si funcionan y si son seguros. Si quiere probar estos productos, hable con su médico acerca de qué tipos de productos son seguros y con qué frecuencia hay que usarlos.

Preguntas frecuentes

Aprender acerca de la dentición:

Saber qué esperar:

Recibir tratamiento:

Inquietudes a largo plazo:

Qué esperar

Desarrollo dental

Por lo general, a los dientes primarios se les llama dientes de leche. El primer diente primario suele salir a los 6 meses de edad aproximadamente, aunque puede aparecer en forma temprana a los 3 meses o puede no aparecer hasta el año. En raras ocasiones, a un bebé le sale su primer diente después de su primer cumpleaños. Para los 3 años, la mayoría de los niños tienen los 20 dientes primarios.

Por lo general, los dientes primarios aparecen en un orden determinado:

  1. Los dos dientes inferiores frontales (incisivos centrales)
  2. Los cuatro dientes superiores frontales (incisivos centrales y laterales)
  3. Los dos incisivos inferiores laterales
  4. Los primeros molares
  5. Los cuatro colmillos (ubicados en ambos lados junto a los incisivos laterales superiores e inferiores)
  6. Los molares restantes en ambos lados de la línea de dientes existente

Por lo general, los dientes secundarios o permanentes comienzan a reemplazar los dientes primarios a los 6 años aproximadamente. Los dientes permanentes salen casi en la misma secuencia que los dientes primarios. Por lo general, un diente permanente empuja al diente primario a medida que sale.

Síntomas de la dentición

Muchas veces, es posible que no sepa que a su bebé le está saliendo un nuevo diente hasta que lo vea o hasta que escuche que hace un crujido contra un objeto, como una cuchara. Algunos bebés podrían mostrar señales de incomodidad por dolor y sensibilidad en las encías, estar irritables, babear y tener otros síntomas leves. Estos síntomas suelen comenzar alrededor de 3 a 5 días antes de que salga un diente y desaparecen en cuanto el diente sale a través de las encías.

Por lo general, los síntomas leves que mejoran gradualmente no son motivo de preocupación e incluso pueden estar relacionados con una infección viral o con otra afección. Los síntomas graves o continuos deben ser observados de cerca y analizados con su médico.

Inquietudes comunes

No dude en llamar a su médico cada vez que tenga inquietudes acerca de la dentición de su hijo. También es una buena idea hablar con su médico si su hijo tiene un desarrollo dental inusual, como una aparición tardía del primer diente. Por lo general, las cuestiones de desarrollo dental se resuelven solas o se tratan fácilmente.

Tratamiento en el hogar

Cómo controlar los síntomas en forma segura

Si su bebé siente molestias durante la dentición, usted puede:

  • Frotar la encía afectada. Use un dedo limpio (o un anillo de dentición frío) para frotar suavemente la zona de aparición de los dientes durante alrededor de 2 minutos por vez. A muchos bebés esto los tranquiliza, aunque pueden protestar al principio.
  • Darle objetos seguros para bebés para que los muerda, como aros de dentición. A los bebés a quienes les están saliendo los dientes les gusta morder cosas para ayudar a aliviar la presión de un diente que le está saliendo. Tener objetos seguros para morder puede ayudar a prevenir que su bebé muerda objetos que sean peligrosos, como cables eléctricos o alféizares que tienen pintura con plomo.
  • Darle a su bebé un analgésico (medicamento para el dolor) de venta libre que esté etiquetado para su edad específica. Por ejemplo, el acetaminofén o el ibuprofeno puede ayudar a aliviar la molestia de su bebé. Siga todas las instrucciones en la etiqueta. No le dé aspirina a nadie de menos de 20 años, dado que ha sido vinculado con el síndrome de Reye.

Aunque algunos padres usan geles tópicos y otros remedios para la dentición, existen dudas acerca de qué tan eficaces y seguros son estos productos. Hable con su médico acerca de qué tipos de productos son seguros y con qué frecuencia pueden usarse.

Cómo fomentar dientes saludables

Usted puede darle a su hijo la mejor oportunidad de tener dientes y encías saludables.

  • Tome medidas para ayudar a prevenir la formación de caries en los dientes primarios de su hijo. Por ejemplo, tan pronto como salgan los dientes de su bebé, comience a lavárselos con un paño suave o con una almohadilla de gasa. A medida que le salen más dientes, láveselos con un cepillo de dientes suave usando solo agua durante los primeros meses. Ayude a prevenir la caries de biberón sacándole siempre el biberón de la boca al bebé en cuanto haya terminado. Lávele los dientes a su bebé después de que se alimente, especialmente por la noche. Cuando su bebé empiece a comer alimentos sólidos, ofrézcale alimentos saludables bajos en azúcar y procure que la alimentación con leche durante la noche sea mínima.
  • Programe consultas regulares de control para el niño con el médico de su hijo. Durante estos exámenes, el médico revisará la salud dental de su hijo.
  • Lleve a su hijo al dentista en el término de los 6 meses a partir del momento en que le salga el primer diente, pero no después del primer cumpleaños de su hijo.1

Para obtener más información sobre cómo cuidar los dientes de su hijo, vea el tema Cuidado dental básico o Caries.

Cuándo llamar a un médico

Por lo general, el tratamiento en el hogar ayuda a aliviar los síntomas menores de la dentición, como la molestia, el babeo y la irritabilidad. Pero hable con su médico si su hijo tiene otros síntomas que se agravan o que duran más de un par de días.

También, hable con su médico sobre cualquier otra inquietud acerca de la dentición, como, por ejemplo, si su hijo:

  • Tiene 18 meses y aún no le ha salido ningún diente.
  • Tiene señales visibles de caries.
  • Tiene dientes permanentes que le están saliendo antes de perder los dientes primarios, lo que tiene por resultado una fila doble de dientes.
  • Tiene una mandíbula pequeña o un defecto de nacimiento en la boca o en la mandíbula, como paladar hendido.
  • Tiene alguna lesión facial que ha dañado un diente o las encías.

Su médico puede remitir a su hijo a un dentista que se especialice en problemas de dentición de niños si parece ser necesario.

Controles de rutina

Todos los niños necesitan un cuidado dental en forma temprana y regular. Durante las consultas de control para el niño, el médico revisará la salud dental de su hijo. Se recomienda realizar una visita al dentista en el término de los 6 meses a partir del momento en que le salga el primer diente, pero no después del primer cumpleaños de su hijo.1

Algunos padres le temen a la primera visita de su hijo al consultorio del dentista. Usted puede hacer que la visita al dentista sea más positiva para su hijo si elige al dentista cuidadosamente. Hable con su hijo acerca de lo que puede esperar. Y si quiere, use libros que tengan por objeto ayudar a los niños pequeños a prepararse para su primer examen dental. Si tiene inquietudes acerca de cómo se comportará su hijo, hable con su dentista antes de programar la visita. Su dentista podría permitirle a su hijo asistir una o dos veces antes de que sea examinado. Estos tipos de visitas ayudan a preparar a su hijo y, con frecuencia, hacen que se sienta más cómodo con el dentista, con otros integrantes del personal y con el entorno del consultorio.

Las visitas regulares al dentista son importantes para enseñarle a su hijo el correcto cuidado dental y para ayudar a prevenir la caries y otros problemas. El examen también ayuda a identificar y a tratar problemas en forma temprana y a prevenir que se agraven. Para obtener más información sobre chequeos de rutina y cuidado de los dientes, vea los temas Cuidado dental básico y Caries.

Otros lugares en los que puede obtener ayuda

Organización

HealthyChildren.org
Dirección del sitio web: www.healthychildren.org

Referencias

Citas bibliográficas

  1. American Academy of Pediatrics (2008). Preventive oral health intervention for pediatricians. Pediatrics, 122(6): 1387-1394. Available online: http://www.pediatrics.org/cgi/content/full/122/6/1387.

Otras obras consultadas

  • Fenick AM, Nelson LP (2011). Oral health supervision. In CD Rudolph et al., eds., Rudolph's Pediatrics, 22nd ed., pp. 47–52. New York: McGraw-Hill.
  • Karp JM (2011). Delayed tooth emergence. Pediatrics in Review, 37(1): e4–e17.
  • Klein U (2012). Oral medicine and dentistry. In WW Hay Jr et al., eds., Current Diagnosis and Treatment: Pediatrics, 21st ed., pp. 465–476. New York: McGraw-Hill.

Créditos

Por El personal de Healthwise
John Pope, MD - Pediatría
Thomas M. Bailey, MD - Medicina familiar
Última revisión 16 abril, 2013

Última revisión: 16 abril, 2013

Esta información no reemplaza la consulta médica. Healthwise, Incorporated niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta las Condiciones de Uso. Cómo se desarrolló esta información para ayudarle a tomar mejores decisiones de salud.

© 1995-2014 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para cada decisión de la salud, y el logo de Healthwise son marcas de fábrica de Healthwise, Incorporated.