Skip to Content
UW Health SMPH
American Family Children's Hospital
DONATE Donate
SHARE TEXT

Reparación de tabique desviado (septoplastia)

Aspectos generales de la cirugía

El tabique nasal es la pared que se encuentra entre los orificios nasales y separa las fosas nasales. Da soporte a la nariz y dirige el flujo de aire. El tabique está hecho de hueso delgado en la parte posterior y de cartílago al frente. El tabique desviado sucede cuando el cartílago o el hueso no están rectos. Un tabique torcido puede dificultar la respiración. La afección también puede provocar ronquidos y apnea del sueño.

El tabique puede doblarse hacia un lado u otro como parte del crecimiento normal durante la infancia y la pubertad. Además, el tabique puede estar desviado al nacer (congénito) o desviarse debido a una lesión, como una fractura de nariz. Son muy pocas las personas que tienen un tabique perfectamente recto.

La cirugía para enderezar el tabique se llama septoplastia, resección submucosa de tabique o reconstrucción de tabique. La cirugía podría realizarse junto con otros procedimientos para tratar la sinusitis, la inflamación o el sangrado crónicos, o para corregir la apnea del sueño. También es posible que se realice una septoplastia para permitir acceso al interior de la nariz para extraer pólipos nasales. En general, la septoplastia se necesita solo cuando los problemas respiratorios o los ronquidos no mejoran sin cirugía. Para obtener más información sobre la cirugía para tratar la sinusitis crónica, vea el tema Sinusitis.

Antes de la cirugía, es posible que el médico use un instrumento delgado con luz (endoscopio) para examinarle las fosas nasales y para ver la forma del tabique. En algunos casos, es posible que se use el endoscopio durante la cirugía. Usted recibirá anestesia general o local para la operación de 60 a 90 minutos, que suele realizarse en un centro de cirugía ambulatoria.

El tabique y las fosas nasales están recubiertos de una capa de tejido blando llamado mucosa nasal. Para reparar el tabique, el cirujano trabaja a través de los orificios nasales, haciendo una incisión para separar la mucosa del cartílago y el hueso que se encuentran debajo. El médico recorta o endereza el cartílago doblado y luego vuelve a colocar la mucosa sobre el cartílago y el hueso.

Qué esperar después de la cirugía

Después de la cirugía, es posible que le coloquen una tablilla (férula) o una compresa en los orificios nasales para detener el sangrado y mantener el tabique recto mientras sana.

Es probable que reciba instrucciones sobre cómo cuidarse la nariz mientras sana. Por ejemplo, podrían decirle que no se suene la nariz y que estornude con la boca abierta para evitar los cambios de presión.

Su eficacia

La septoplastia es una cirugía nasal común y la mayoría de las personas se recuperan bien.

Riesgos

En cualquier cirugía, existe un pequeño riesgo de infección o sangrado. Además, la septoplastia conlleva un pequeño riesgo de que se forme un agujero (perforación) en el tabique. Rara vez se requiere tratamiento para una perforación. Es posible que se necesite una cirugía adicional si la perforación causa molestias o si se produce una infección.

Las bacterias estreptococo y estafilococo aparecen normalmente en algunas personas. Rellenar la nariz después de la cirugía en personas que tienen estas bacterias aumenta el riesgo de tener el síndrome de choque ("shock") tóxico. Llame a su médico de inmediato si tiene alguno de los siguientes síntomas:

  • Fiebre de 101°F (38.3°C) o más
  • Dolor de cabeza
  • Vómitos
  • Diarrea
  • Salpullido que tiene aspecto similar a las quemaduras solares
  • Escalofríos
  • Señales de presión arterial muy baja, como mareos y desmayos

Otros lugares en los que puede obtener ayuda

Organización

American Rhinologic Society
Dirección del sitio web: http://american-rhinologic.org

Información relacionada

Referencias

Otras obras consultadas

  • Lund VJ (2009). Acute and chronic nasal disorders. In JB Snow Jr, PA Wackym, eds., Ballenger's Otorhinolaryngology: Head and Neck Surgery, 17th ed., pp. 557–566. Hamilton, ON: BC Decker.
  • Shah SB, Emanuel IA (2012). Nonallergic and allergic rhinitis. In AK Lalwani, ed., Current Diagnosis and Treatment in Otolaryngology—Head and Neck Surgery, 3rd ed., pp. 282–290. New York: McGraw-Hill.
  • Spiegel JH, Numa W (2012). Nasal trauma. In AK Lalwani, ed., Current Diagnosis and Treatment in Otolaryngology—Head and Neck Surgery, 3rd ed., pp. 265–272. New York: McGraw-Hill.

Créditos

Por El personal de Healthwise
Adam Husney, MD - Medicina familiar
Donald R. Mintz, MD - Otolaringología
Última revisión 14 octubre, 2013

Última revisión: 14 octubre, 2013

Esta información no reemplaza la consulta médica. Healthwise, Incorporated niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta las Condiciones de Uso. Cómo se desarrolló esta información para ayudarle a tomar mejores decisiones de salud.

© 1995-2014 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para cada decisión de la salud, y el logo de Healthwise son marcas de fábrica de Healthwise, Incorporated.