Skip to Content
UW Health SMPH
American Family Children's Hospital
SHARE TEXT

Consejos prácticos: Cómo dar medicamentos de venta libre a los niños

Cómo comenzar

Los medicamentos de venta libre son medicamentos que usted puede comprar sin la receta de un médico. Esto no significa que los medicamentos de venta libre sean inofensivos. Al igual que los medicamentos recetados, los medicamentos de venta libre pueden ser muy peligrosos para los niños si no se toman en forma adecuada.

Asegúrese de leer las instrucciones que aparecen en el envase de estos medicamentos con cuidado. Hable con su médico o farmacéutico antes de dar medicamentos de venta libre a los niños pequeños.

A continuación se incluyen algunos consejos de seguridad para los padres y para otros cuidadores:

  • No dé a los niños medicamentos cuyo uso esté limitado a los adultos.
  • Siempre siga las instrucciones que figuran en la etiqueta "Drug Facts" (Datos del medicamento). Esta etiqueta le informa cómo dar el medicamento en forma segura y en la cantidad adecuada. La etiqueta detalla las precauciones, le informa de la frecuencia con la que debe dar el medicamento y lo ayuda a saber si el medicamento es seguro para su hijo.
  • Consulte los "Active Ingredients" (ingredientes activos) detallados en la etiqueta. Esto es lo que hace que el medicamento dé resultados. Si usa dos medicamentos con ingredientes activos iguales o similares, su hijo podría estar recibiendo demasiada cantidad de ellos.
  • Hable con su médico o con su farmacéutico antes de darle a su hijo más de un medicamento de venta libre en forma simultánea. Además, averigüe qué vitaminas, suplementos, alimentos o bebidas no deberían mezclarse con el medicamento de su hijo.
  • Hable con su médico antes de darle medicamentos para la fiebre a un bebé de 3 meses de edad o menos. Esto es para asegurarse de que la fiebre del bebé no sea una señal de una enfermedad grave. La excepción es si su bebé acaba de recibir una vacuna.
  • No le dé aspirina a ninguna persona menor de 20 años a menos que su médico le indique que lo haga. La aspirina aumenta el riesgo del síndrome de Reye, una enfermedad grave.
  • No tome medicamentos en frente de los niños, debido a que ellos con frecuencia copiarán lo que usted hace. Y nunca se refiera a los medicamentos como "golosinas" para lograr que sus hijos los tomen.
  • Tenga especial cuidado con medicamentos líquidos. Los bebés suelen necesitar una dosis diferente de la dosis que necesitan los niños. Y algunas formas líquidas son más potentes (más concentradas) que otras. Siempre lea la etiqueta para que administre la dosis correcta.
  • No les dé medicamentos masticables a niños menores de 3 años. Espere hasta que su hijo tenga dientes molares.

Cómo dar la cantidad adecuada

  • Siempre siga las indicaciones sobre la edad y el peso de su hijo antes de administrar una dosis.
  • Al momento de dar medicamentos, use el utensilio que viene con el medicamento, como un gotero o frasco de dosificación. No use cucharas en lugar del utensilio. Las cucharas pueden ser de medidas diferentes. Si el medicamento no viene con un utensilio para administrar las dosis, pídale uno a su farmacéutico.
  • Conozca la diferencia entre las cantidades de una cucharada (Tbsp, por sus siglas en inglés) y las de una cucharadita (tsp, por sus siglas en inglés). Una cucharada es tres veces más grande que una cucharadita.
  • Nunca aumente una dosis debido a que su hijo parece más enfermo que antes.
  • Hable con el médico de su hijo antes de alternar entre dosis de acetaminofén e ibuprofeno. Cuando se alterna entre dos medicamentos, existe una posibilidad de que su hijo reciba demasiado medicamento.

Cómo almacenar los medicamentos en forma segura

  • Almacene los medicamentos en un lugar donde los niños no puedan verlos ni alcanzarlos. Muchos medicamentos de venta libre son coloridos, tienen sabor rico y pueden masticarse. Los niños pueden pensar que estos medicamentos son golosinas.
  • Use medicamentos con tapa a prueba de niños. Cierre bien la tapa después de cada uso.
  • No compre ni use ningún medicamento cuyo envase haya sido cortado, rasgado, tenga un sello roto o presente otros problemas. Revise el medicamento en el hogar para asegurarse de que el color y el olor sean normales.
  • Revise su suministro de medicamentos al menos una vez por año. Pregúntele a su farmacéutico cómo desechar aquellos medicamentos que estén vencidos.
  • Siempre almacene los medicamentos en un lugar fresco y seco o según indique la etiqueta.
  • Mantenga todos los medicamentos en sus contenedores originales. De esta forma, evitará dar el medicamento incorrecto por error.

Cómo usar medicamentos para la tos y para el resfriado

Los estudios demuestran que los medicamentos para la tos y para el resfriado de venta libre no dan muy buenos resultados. Algunos de estos medicamentos pueden causar problemas si se los usa con demasiada frecuencia. Estos medicamentos no curan la tos ni el resfriado. Y no ayudan a que su hijo mejore más rápidamente.

Use estos medicamentos exactamente como lo indica su médico y manténgalos fuera del alcance de los niños.

  • Revise la etiqueta antes de darle a un niño medicamentos para el resfriado. Podrían no ser seguros para los niños.
  • No dé antihistamínicos, como difenhidramina (Benadryl por ejemplo), a su hijo sin antes consultarlo con su médico. Los antihistamínicos se usan a veces en los medicamentos para el resfriado, así que fíjese en la etiqueta si el medicamento contiene antihistamínicos.
  • Intente con otros tratamientos en el hogar además de con los medicamentos. Es posible que un humidificador alivie los conductos de aire hinchados o ayude en caso de tos. La miel o el jugo de limón en té o en agua caliente podrían ayudar en caso de tos seca. No les dé miel a niños menores de 1 año.
  • No le de a su hijo demasiado acetaminofén ni ibuprofeno. Si le está administrando a su hijo medicamentos para la fiebre o el dolor (como acetaminofén o ibuprofeno), no le dé a su hijo un medicamento para el resfriado o la gripe que contenga el mismo ingrediente. Su hijo podría recibir demasiado medicamento.

Otros lugares en los que puede obtener ayuda

Organizaciones

HealthyChildren.org
Dirección del sitio web: www.healthychildren.org

Food and Drug Administration (FDA): Consumer Health Information
Dirección del sitio web: www.fda.gov/ForConsumers/default.htm

Referencias

Otras obras consultadas

  • Sullivan JE, et al. (2011). Clinical report: Fever and antipyretic use in children. Pediatrics, 127(3): 580–587. Also available online: http://pediatrics.aappublications.org/cgi/reprint/127/3/580.

Créditos

Por El personal de Healthwise
Susan C. Kim, MD - Pediatría
John Pope, MD - Pediatría
Última revisión 22 enero, 2013

Última revisión: 22 enero, 2013

Esta información no reemplaza la consulta médica. Healthwise, Incorporated niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta las Condiciones de Uso. Cómo se desarrolló esta información para ayudarle a tomar mejores decisiones de salud.

© 1995-2014 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para cada decisión de la salud, y el logo de Healthwise son marcas de fábrica de Healthwise, Incorporated.