La diabetes y las infecciones

Saltar a la barra de navegación

Generalidades del tema

El nivel alto de azúcar en la sangre causado por la diabetes puede afectar al sistema inmunitario del cuerpo, limitando la capacidad de los glóbulos blancos para llegar al sitio de una infección, permanecer en la zona infectada y eliminar los microorganismos. Debido a la acumulación de placa en los vasos sanguíneos asociada con la diabetes, las zonas infectadas podrían tener una irrigación sanguínea deficiente, lo cual a su vez reduce la capacidad del cuerpo para luchar contra las infecciones y curar las heridas.

Infecciones comunes

Las personas que tienen niveles altos de azúcar en la sangre a causa de la diabetes pueden verse afectadas con mayor gravedad por infecciones comunes, como la gripe y la neumonía causada por Streptococcus pneumoniae. Esta es la razón por la que se recomiendan las vacunas contra la gripe y la enfermedad neumocócica para las personas que tienen diabetes.

Y las personas que tienen niveles altos de azúcar en la sangre debido a la diabetes tienen más probabilidad de infectarse con organismos poco frecuentes, como bacterias gramnegativas u hongos.

Infecciones en los pies

Las infecciones en los pies son comunes en las personas que tienen niveles altos de azúcar en la sangre a causa de la diabetes. El daño nervioso (neuropatía) combinado con una irrigación sanguínea deficiente en los pies hace que las personas que tienen niveles altos de azúcar en la sangre debido a la diabetes corran un alto riesgo tener de úlceras de pie infectadas.

Otras infecciones

Las personas que tienen niveles altos de azúcar en la sangre debido a la diabetes corren un mayor riesgo de tener otras infecciones, entre las que se incluyen:

  • Infecciones por hongos en forma de levadura en la piel y en las vías urinarias.
  • Infecciones serias del oído externo con la bacteria Pseudomonas aeruginosa. Esta infección se llama otitis externa maligna. Provoca un fuerte dolor de oído y supuración del oído infectado.
  • Infección muy grave en la nariz y en los senos paranasales con el hongo Rhizopus oryzae. Esta infección se llama cigomicosis o mucormicosis. Esta es una complicación de la cetoacidosis diabética.

Créditos

PorEl personal de Healthwise
Revisor médico primario E. Gregory Thompson, MD - Medicina interna
Revisor médico especializado David C.W. Lau, MD, PhD, FRCPC - Endocrinología

Revisado14 noviembre, 2014