Hipoglucemia (azúcar baja en la sangre) en personas sin diabetes

Saltar a la barra de navegación

Generalidades del tema

¿Es para usted este tema?

La hipoglucemia, o azúcar baja en la sangre, es muy común en las personas que tienen diabetes. Si ya lo han diagnosticado con diabetes y necesita más información acerca del azúcar baja en la sangre, vea los temas:

¿Qué es el azúcar baja en la sangre?

Usted puede sentir brevemente los efectos del azúcar baja en la sangre cuando tiene mucha hambre o ha hecho mucho ejercicio sin comer lo suficiente. Esto les pasa a casi todos de vez en cuando. Es fácil de corregir y generalmente no es algo de lo cual preocuparse.

Pero el azúcar baja en la sangre o hipoglucemia también puede ser un problema continuo. Ocurre cuando el nivel de azúcar en la sangre desciende demasiado bajo como para darle energía al cuerpo.

¿Cuál es la causa de la hipoglucemia en personas que no tienen diabetes?

Los problemas continuos con baja azúcar en la sangre pueden ser causados por:

  • Medicamentos.
  • Enfermedades hepáticas, renales o pancreáticas.
  • Problemas metabólicos.
  • Consumo de alcohol.
  • Cirugía estomacal.

¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas pueden ser diferentes según lo bajo que descienda el nivel de azúcar en la sangre.

  • La hipoglucemia leve puede hacer que sienta hambre o que quiera vomitar. También podría sentirse agitado o nervioso. Su corazón podría latir rápido. Es posible que transpire. O su piel podría volverse fría y húmeda.
  • La hipoglucemia moderada a menudo hace que las personas se sientan irritables, nerviosas, asustadas o confundidas. Podría ver borroso. También podría tener problemas para mantener el equilibrio o para caminar.
  • La hipoglucemia grave puede hacer que se desmaye. Podría tener convulsiones. Hasta podría causar coma o la muerte.

Si ha tenido hipoglucemia durante la noche, podría despertarse cansado o con dolor de cabeza. Y podría tener pesadillas. O podría transpirar tanto durante la noche que sus pijamas o sábanas estén empapadas al despertar.

¿Cómo se diagnostica la hipoglucemia?

Para diagnosticar hipoglucemia, su médico le hará un examen físico y le preguntará sobre su salud y cualquier medicamento que tome. Tendrán que hacerle análisis de sangre para revisar sus niveles de azúcar en la sangre. Algunas pruebas podrían incluir no comer (ayunar) y ver si tiene los síntomas. Otras pruebas podrían consistir en comer una comida que podría causar síntomas de azúcar baja en la sangre varias horas después. Los resultados de estos tipos de pruebas pueden ayudar a diagnosticar la causa.

Usted también puede necesitar pruebas para examinar o descartar problemas de salud que podrían afectar sus niveles de azúcar en la sangre.

¿Cómo se trata?

Usted puede tratar un episodio repentino de azúcar baja en la sangre comiendo o bebiendo algo que contenga azúcar. Algunos ejemplos de "alimentos con azúcar de rápida asimilación" son jugos de frutas, gaseosas, leche, uvas pasas y caramelos duros. También puede tomar tabletas de glucosa. Esto suele ser todo lo que se necesita para elevar el nivel de azúcar en el corto plazo.

Si su hipoglucemia está causada por una afección de salud, podría necesitar tratamiento para esa afección. También hay medidas que puede tomar para evitar el azúcar baja en la sangre. Por ejemplo, hable con su médico acerca de si cambios en su dieta, medicamentos o ejercicio pudieran ayudar.

¿Qué debería hacer en una emergencia?

Si no la hipoglucemia leve o moderada no se trata inmediatamente, puede convertirse en hipoglucemia grave. Las personas con hipoglucemia grave suelen desmayarse. Si usted se desmaya, alguien debería llamar al 911 inmediatamente.

Si usted tiene un problema de salud que tiende a causar azúcar baja en la sangre, es una buena idea que les enseñe a su familia, amigos y colegas de trabajo acerca de los síntomas que hay que vigilar y lo que hay que hacer. Tal vez quiera también usar un brazalete o un collar de alerta médica.

Otros lugares en los que puede obtener ayuda

Organización

National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases (NIDDK)
www.niddk.nih.gov

Referencias

Otras obras consultadas

  • Cryer PE (2011). Hypoglycemia. In S Melmed et al., eds., Williams Textbook of Endocrinology, 12th ed., pp. 1552–1577. Philadelphia: Saunders.
  • Cryer PE, Davis SN (2012). Hypoglycemia. In DL Longo et al., eds., Harrison's Principles of Internal Medicine, 18th ed., vol. 2, pp. 3003–3009. New York: McGraw-Hill.
  • Endocrine Society (2009). Evaluation and management of adult hypoglycemic disorders: An endocrine society clinical practice guideline. Journal of Clinical Endocrinology and Metabolism, 94(3): 709–728. Available online: http://www.endo-society.org/guidelines/final/upload/FINAL-Standalone-Hypo-Guideline.pdf.
  • Masharani U, Gitelman SE (2011). Hypoglycemic disorders. In DG Gardner, D Shoback, eds., Greenspan's Basic and Clinical Endocrinology, 9th ed., pp. 657–674. New York: McGraw-Hill.
  • Murray MT (2013). Hypoglycemia. In JE Pizzorno, MT Murray, eds., Textbook of Natural Medicine, 4th ed., pp. 1464–1472. St. Louis: Elsevier.
  • Service JA, Vella A (2011). Hypoglycemia. In EG Nabel, ed., ACP Medicine, section 6, chap. 6. Hamilton, ON: BC Decker.

Créditos

PorEl personal de Healthwise
Revisor médico primario E. Gregory Thompson, MD - Medicina interna
Revisor médico especializado Matthew I. Kim, MD - Endocrinología

Revisado14 noviembre, 2014