Skip to Content
UW Health SMPH
American Family Children's Hospital
SHARE TEXT

Síndrome de Guillain-Barré

Generalidades del tema

Una célula nerviosa

¿Qué es el síndrome de Guillain-Barré?

El síndrome de Guillain-Barré es un problema del sistema nervioso. Provoca debilidad muscular, pérdida de reflejos y entumecimiento u hormigueo en los brazos, las piernas, la cara y otras partes del cuerpo.

Esta afección poco común puede causar parálisis y provocar la muerte. Pero la mayoría de las personas mejoran y tienen pocos problemas a largo plazo.

¿Cuál es la causa del síndrome de Guillain-Barré?

Los expertos no conocen la causa. Piensan que el propio sistema de defensa (el sistema inmunitario) del organismo ataca los nervios. Esto se conoce como enfermedad autoinmunitaria.

En el síndrome de Guillain-Barré, el sistema inmunitario ataca el recubrimiento (vaina de mielina) de determinados nervios. Esto provoca daño nervioso.

Infecciones que pueden desencadenar el síndrome de Guillain-Barré

Suele comenzar a afectar los nervios después de que usted haya tenido una infección viral o bacteriana. Con frecuencia ocurre después de una infección pulmonar o una infección estomacal e intestinal.

Entre las infecciones que pueden desencadenarlo se incluyen:

¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas incluyen:

  • Entumecimiento u hormigueo en las manos y los pies y, a veces, alrededor de la boca y los labios.
  • Debilidad muscular en piernas y brazos así como en los lados de la cara.
  • Dificultades para hablar, masticar y tragar.
  • No poder mover los ojos.
  • Dolor de espalda.

Los síntomas suelen comenzar con entumecimiento u hormigueo en los dedos de las manos y de los pies. A lo largo de varios días, se presenta debilidad muscular en las piernas y en los brazos. Después de aproximadamente 4 semanas, la mayoría de las personas comienza a mejorar.

Es posible que necesiten tratarlo en el hospital durante las primeras semanas. Esto se debe a que la afección puede ser mortal si la debilidad se extiende a los músculos que controlan la respiración, la frecuencia cardíaca y la presión arterial.

Llame a su médico o consiga ayuda de inmediato si piensa que puede tener el síndrome de Guillain-Barré.

¿Cómo se diagnostica el síndrome de Guillain-Barré?

Su médico le preguntará cuándo comenzaron los síntomas y cómo han cambiado. También puede preguntarle si ha tenido infecciones recientes.

Hay dos señales importantes que ayudan a su médico a determinar si usted tiene el síndrome de Guillain-Barré:

  • Sus brazos y piernas se están debilitando.
  • Está perdiendo reflejos, los cuales son movimientos automáticos del cuerpo que usted no puede controlar.

Asimismo, su médico puede hacer pruebas, como una punción lumbar y un estudio de conducción nerviosa.

Si el diagnóstico no está claro, es posible que lo remitan a un médico que se especializa en el sistema nervioso (neurólogo).

¿Cómo se trata?

Este síndrome suele tratarse en el hospital. El personal hospitalario lo observará atentamente para asegurarse de que no empeora o contrae una infección. Se registrarán cuidadosamente la frecuencia cardíaca y la presión arterial. Algunas personas necesitan un respirador para ayudarlas a respirar.

En el hospital, tal vez le hagan una transfusión de plasma o un tratamiento con inmunoglobulina intravenosa (IVIG, por sus siglas en inglés).

  • En una transfusión de plasma, se extrae sangre del cuerpo. Se eliminan los anticuerpos dañinos de la sangre y luego se vuelve a introducir la sangre en el cuerpo.
  • En la terapia IVIG, se añaden anticuerpos provechosos a la sangre.

Estos tratamientos pueden ayudar al organismo a luchar contra la enfermedad y pueden acelerar la recuperación si se usan tan pronto usted se enferme. Es posible que deba permanecer en el hospital varias semanas o más, hasta que sus síntomas mejoren.

En ocasiones, esta afección puede presentarse de nuevo. Para reducir la gravedad de una recaída, pueden ser necesarias tanto una transfusión de plasma como la terapia IVIG.

¿Cuánto tiempo le llevará recuperarse?

Recuperarse podría llevarle entre 3 y 6 meses o más tiempo. Y podría tener que esperar varios meses antes de que pueda retomar sus actividades habituales.

Muchas personas tienen efectos a largo plazo, como entumecimiento en los dedos de las manos y de los pies. En la mayoría de los casos, estos problemas no interfieren en su vida diaria. Algunas personas tienen problemas más graves, como debilidad a largo plazo o problemas de equilibrio.

Recibir apoyo en casa es importante durante este tiempo. Podría necesitar algo de ayuda con determinadas actividades y tareas hasta que se sienta más fuerte.

Hacer ejercicio con regularidad puede ayudarlo a fortalecer los músculos debilitados. Hable con su médico acerca de hacer ejercicio durante su recuperación. Si tiene debilidad muscular grave, quizá necesite fisioterapia o terapia ocupacional.

Preguntas frecuentes

Aprender acerca del síndrome de Guillain-Barré:

Recibir tratamiento:

Información relacionada

Referencias

Otras obras consultadas

  • Brannagan TH, Weimer LH (2010). Acquired neuropathies. In LP Rowland, TA Pedley, eds., Merritt's Neurology, 12th ed., pp. 822–837. Philadelphia: Lippincott Williams and Wilkins.
  • Cortese I, et al. (2011). Evidence-based guideline update: Plasmapheresis in neurologic disorders: Report of the Therapeutics and Technology Assessment Subcommittee of the American Academy of Neurology. Neurology, 76(3): 294–300.
  • Hughes RAC, et al. (2003, reaffirmed 2008). Practice parameter: Immunotherapy for Guillain-Barré syndrome. Neurology, 61(6): 736–740.
  • Hughes RAC, et al. (2012). Intravenous immunoglobulin for Guillain-Barré syndrome. Cochrane Database of Systematic Reviews (7).
  • Patwa HW, et al. (2012). Evidence-based guideline: Intravenous immunoglobulin in the treatment of neuromuscular disorders. Neurology, 78(13): 1009–1015.
  • Raphaël JC (2012). Plasma exchange for Guillain-Barré syndrome. Cochrane Database of Systematic Reviews (7).
  • Ropper AH, Samuels MA (2009). Diseases of the peripheral nerves. In Adams and Victor's Principles of Neurology, 9th ed., pp. 1251–1325. New York: McGraw-Hill.

Créditos

PorEl personal de Healthwise
Revisor médico primario Anne C. Poinier, MD - Medicina interna
Revisor médico especializado Colin Chalk, MD, CM, FRCPC - Neurología

Revisado12 marzo, 2014

Esta información no reemplaza la consulta médica. Healthwise, Incorporated niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta las Condiciones de Uso. Cómo se desarrolló esta información para ayudarle a tomar mejores decisiones de salud.

© 1995-2014 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para cada decisión de la salud, y el logo de Healthwise son marcas de fábrica de Healthwise, Incorporated.