Skip to Content
UW Health SMPH
American Family Children's Hospital
SHARE TEXT

Cuidado del cordón umbilical

Generalidades del tema

Después de que se corta el cordón umbilical en el nacimiento, queda un resto de tejido unido al ombligo del bebé. Este muñón se seca y se encoge gradualmente hasta que se cae, generalmente de 1 a 2 semanas después del nacimiento. Es importante mantener el muñón del cordón umbilical y la piel que lo rodea limpios y secos. Estos cuidados básicos ayudan a prevenir las infecciones. También podrían ayudar a que el muñón del cordón umbilical se caiga y a que el ombligo cicatrice con mayor rapidez.

Limpieza

Limpie con delicadeza el muñón del cordón umbilical de su bebé y la piel que lo rodea al menos una vez al día y, según sea necesario, cuando le cambie el pañal o lo bañe.

  1. Humedezca un hisopo de algodón en agua tibia con jabón suave. Escurra el exceso de agua. Limpie suavemente con un paño los costados del muñón y la piel que lo rodea. Es posible que su médico le recomiende usar alcohol isopropílico (de frotar) en lugar de agua y jabón. Si usa alcohol isopropílico, primero aplique una loción suave alrededor del muñón. Esto puede ayudar a proteger la piel sensible de su bebé.
  2. Limpie cualquier sustancia húmeda, pegajosa o sucia.
  3. Seque la zona con un paño suave dando toquecitos leves.

Por lo general, el muñón se cae en 1 o 2 semanas, pero a veces demora más tiempo. Continúe limpiando alrededor del ombligo al menos una vez al día hasta que el ombligo haya cicatrizado por completo.

Mantener la zona seca

Usted puede ayudar a que el muñón del cordón umbilical de su bebé se caiga y cicatrice más rápido manteniéndolo seco entre una limpieza y otra.

  • Mantenga el pañal de su bebé doblado por debajo del muñón del cordón umbilical. Si doblarlo no da buen resultado, pruebe cortar una parte en la parte frontal del pañal (antes de ponérselo al bebé) para mantener el muñón al aire. También es útil evitar que el contenido del pañal, como la orina, irrite el muñón.
  • Bañe a su bebé con cuidado. Mantenga el muñón del cordón umbilical por encima del nivel del agua hasta que el muñón se caiga y cicatrice. Muchas tinas para bebés tienen una leve inclinación. Esto ayuda a posicionar a su bebé para darle un baño de esponja y ayuda a mantener el cordón umbilical fuera del agua.

Saber qué esperar

  • La mayoría de los muñones de los cordones umbilicales parecen peores de lo que realmente son. Inmediatamente después del nacimiento, el muñón del cordón umbilical suele tener un aspecto blanco y brillante, y podría sentirse levemente húmedo al tacto. A medida que el muñón se seca y cicatriza, podría tener un aspecto marrón, gris o, incluso, negro. Esto es normal. Por lo general, no se producirán problemas, siempre y cuando mantenga la zona limpia y seca.
  • Por lo general, el muñón del cordón umbilical se cae en 1 o 2 semanas. A veces, el muñón se cae antes de la primera semana. Otras veces, el muñón podría permanecer durante más tiempo.
  • Es posible que usted note una mancha roja, que parece estar en carne viva, inmediatamente después de que se caiga el muñón. Es posible que la zona del ombligo exude una pequeña cantidad de líquido que, a veces, podría estar teñido de sangre. Es normal que esto dure hasta 2 semanas después de que el muñón se cae. Si no ha sanado o no se ha secado completamente en el transcurso de 2 semanas, llame a su médico.

Cuándo llamar a un médico

Llame al médico de su bebé si observa señales de una infección. Estas señales incluyen:

  • Pus (líquido amarillento) que está alrededor de la base del cordón y huele mal.
  • Piel enrojecida y sensible alrededor de la base del cordón.
  • Su bebé llora cuando usted toca el cordón o la piel que lo rodea.
  • Fiebre.

También debe llamar al médico de su bebé si nota cualquier otro problema con la zona del cordón umbilical, como, por ejemplo:

  • Un bulto húmedo y rojo en el ombligo del bebé durante más de 2 semanas después de la caída del cordón. Esto podría ser un pedazo de tejido adicional, que se llama granuloma umbilical. El médico de su bebé puede tratar este problema menor.
  • Tejido sobresaliente alrededor del ombligo, que suele advertirse después de la caída del cordón umbilical. Esto podría ser una hernia umbilical que, generalmente, desaparece sola. Sin embargo, esto debe ser observado por un médico.

Referencias

Otras obras consultadas

  • Burgos AE (2011). Postnatal care and observation. In CD Rudolph et al., eds., Rudolph's Pediatrics, 22nd ed., pp. 184–189. New York: McGraw-Hill.
  • Hagan JF, et al., eds. (2008). Health supervision: Newborn visit. In Bright Futures: Guidelines for Health Supervision of Infants, Children, and Adolescents, 3rd ed., pp. 271–288. Elk Grove Village, IL: American Academy of Pediatrics.
  • Zupan J, et al. (2004). Topical umbilical cord care at birth. Cochrane Database of Systematic Reviews (3).

Créditos

Por El personal de Healthwise
Susan C. Kim, MD - Pediatría
John Pope, MD - Pediatría
Última revisión 10 enero, 2013

Última revisión: 10 enero, 2013

Esta información no reemplaza la consulta médica. Healthwise, Incorporated niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta las Condiciones de Uso. Cómo se desarrolló esta información para ayudarle a tomar mejores decisiones de salud.

© 1995-2014 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para cada decisión de la salud, y el logo de Healthwise son marcas de fábrica de Healthwise, Incorporated.