La hiperventilación es un tipo de respiración más profunda y más rápida de lo normal, que hace que la cantidad de dióxido de carbono (CO2) en la sangre baje demasiado. Esto podría provocar aturdimiento, latidos cardíacos rápidos, falta de aire, entumecimiento u hormigueo en las manos o los pies, ansiedad, desmayos y dolor en los músculos pectorales.

Algunas causas de la hiperventilación incluyen ansiedad extrema, asma, enfisema, lesión en la cabeza, fiebre, exposición a alturas de más de 6000 pies (2000 m) y algunos medicamentos.

En muchos casos, la hiperventilación puede controlarse con tratamiento en el hogar, como la concentración en técnicas adecuadas de respiración.

Revisado: 14 noviembre, 2014

Autor: El personal de Healthwise

Evaluación médica: William H. Blahd, Jr., MD, FACEP - Medicina de emergencia & David Messenger, MD