Una sonda urinaria es un tubo flexible y pequeño que se puede introducir a través de la uretra hasta la vejiga, lo que permite que la orina drene. La uretra es el conducto que lleva la orina fuera del cuerpo desde la vejiga.

Se puede usar una sonda urinaria para personas que son incapaces de orinar o que tienen dificultad para moverse y llegar al baño. También se utiliza para recoger una muestra de orina de alguien que está muy enfermo o que no puede proporcionar una muestra de orina de chorro medio. El uso de una sonda urinaria reduce el riesgo de que la muestra se contamine.

Revisado: 9 septiembre, 2014

Autor: El personal de Healthwise

Evaluación médica: E. Gregory Thompson, MD - Medicina interna & J. Curtis Nickel, MD, FRCSC - Urología