La aterosclerosis, a veces llamada "endurecimiento de las arterias", sucede cuando la grasa (colesterol) y el calcio se acumulan en la pared de las arterias y forman una sustancia llamada placa. Con el tiempo, la acumulación de grasa y calcio puede estrechar la arteria y reducir el flujo de sangre que circula por ella.

  • Cuando la aterosclerosis afecta a las arterias coronarias que suministran sangre al corazón, puede restringir el flujo de sangre que se dirige al músculo cardíaco. Esto se llama enfermedad de las arterias coronarias. La enfermedad de las arterias coronarias puede conducir a un ataque al corazón.
  • Cuando la aterosclerosis afecta las arterias que suministran sangre al cerebro, podría causar un accidente isquémico transitorio (AIT) o un ataque cerebral.
  • La aterosclerosis puede afectar las arterias en otras partes del cuerpo, como la pelvis y las piernas, y causar mala circulación, una curación más lenta de las lesiones en la piel y problemas de erección.

Una parte muy importante del tratamiento de la aterosclerosis y de la enfermedad de las arterias coronarias implica realizar cambios en el estilo de vida (como dejar de fumar) y tomar medicamentos para ayudar a reducir el colesterol alto, controlar la presión arterial alta y manejar otras cosas que aumentan el riesgo de una persona de tener un ataque al corazón, un ataque cerebral y otras complicaciones.

Revisado: 13 agosto, 2014

Autor: El personal de Healthwise

Evaluación médica: Rakesh K. Pai, MD, FACC - Cardiología, Electrofisiologia & Robert A. Kloner, MD, PhD - Cardiología