Aneurisma aórtico inflamatorio

Saltar a la barra de navegación

Un aneurisma aórtico es una sección abultada en la pared de la aorta —el gran vaso sanguíneo que transporta sangre del corazón al cuerpo— que se ha estirado y se ha vuelto delgada. Cuando la pared del vaso sanguíneo se abulta, se vuelve más débil y es posible que estalle o se rompa, lo que causa sangrado.

La mayoría de los aneurismas aórticos son causados por una combinación de endurecimiento de las arterias (aterosclerosis), genética y envejecimiento. Sin embargo, una pequeña cantidad es causada por inflamación o infección. Estos se llaman aneurismas inflamatorios.

Un aneurisma inflamatorio puede causar complicaciones como fiebre, pérdida de peso y síntomas de una enfermedad crónica. Una respuesta inflamatoria masiva puede afectar partes que están cerca del aneurisma, incluyendo parte del intestino delgado, el uréter o las venas que llegan al riñón. Cualquiera de estas estructuras puede quedar obstruida por la inflamación.

Revisado: 9 septiembre, 2014

Autor: El personal de Healthwise

Evaluación médica: E. Gregory Thompson, MD - Medicina interna & David A. Szalay, MD - Cirugía vascular