Un aneurisma aórtico es un bulto en parte de la aorta, la arteria principal. Si el bulto crece lo suficientemente grande, puede romperse. Si lo hace, su vida está en peligro.

Los aneurismas aórticos suelen ser causados por el endurecimiento de las arterias (aterosclerosis). Pero otras causas incluyen afecciones genéticas, infecciones y lesiones.

Los aneurismas tienen que repararse si son grandes o crecen rápidamente o si provocan síntomas. Los más pequeños suelen revisarse regularmente para ver si crecen.

Revisado: 9 septiembre, 2014

Autor: El personal de Healthwise

Evaluación médica: Adam Husney, MD - Medicina familiar