Skip to Content
UW Health SMPH
American Family Children's Hospital
SHARE TEXT

Hepatitis B y C: ¿Debería realizarme los análisis?

Usted puede querer tener algo que decir en esta decisión, o simplemente puede desear seguir la recomendación de su médico. De cualquier manera, esta información le ayudará a entender cuáles son sus alternativas para que pueda hablar con su médico acerca de ellas.

Hepatitis B y C: ¿Debería realizarme los análisis?

Obtenga los hechos

Sus opciones

  • Hacerse un análisis de sangre para detectar hepatitis B o hepatitis C.
  • No hacerse el análisis.

Puntos clave para recordar

  • A menudo, la hepatitis no causa ningún síntoma, así que muchas personas no saben que la tienen hasta que se hacen los análisis.
  • Si le hacen análisis y descubre que tiene hepatitis, podría enfrentar una difícil decisión sobre el tratamiento. El tratamiento para la hepatitis C puede tener efectos secundarios graves durante el período de 6 a 12 meses, o más, en que lo reciba. Además, no siempre da resultado. También resulta muy costoso si no tiene seguro o si su seguro no cubre todos los costos.
  • Las personas con hepatitis B o C pueden no necesitar tratamiento si la enfermedad no ha causado problemas en el hígado. Sin embargo, ambos tipos pueden causar problemas graves en el hígado, como cirrosis, cáncer de hígado o insuficiencia hepática. En algunas personas, el tratamiento puede prevenir problemas en el hígado.
  • Algunas personas contraen hepatitis B o C a pesar de que nunca han usado drogas ilegales o nunca han tenido más de una pareja sexual.
  • Puede vacunarse para evitar contraer la hepatitis A o B, pero no hay vacunas para prevenir la hepatitis C.
  • Si sabe que tiene hepatitis, puede tomar medidas para evitar el contagio a otras personas.
  • Tener que decirles a sus amigos y familiares que tiene hepatitis podría afectar sus relaciones.
PMCs

¿Qué es la hepatitis?

La hepatitis causa la inflamación del hígado. Las hepatitis B y C se transmiten a través de la sangre y de los líquidos corporales infectados. La hepatitis B suele transmitirse durante el contacto sexual y cuando las personas comparten agujas para inyectarse drogas.

La hepatitis C también se transmite a través de agujas compartidas. Ambos tipos se pueden propagar cuando una persona infectada comparte artículos como navajas (cuchillas) de afeitar o cepillos dentales.

Algunas veces, un bebé se infecta al nacer debido a que la madre tiene hepatitis.

Algunas causas menos comunes incluyen:

  • Hacerse un tatuaje o un "piercing" con una aguja que no estaba esterilizada.
  • Darse un pinchazo accidental con una aguja sucia.
  • Haber recibido una transfusión de sangre antes de 1992 (hepatitis C).

Muchas personas contraen hepatitis sin saber cómo se contagiaron. Y muchas personas tienen hepatitis durante años sin saberlo, porque no tienen síntomas.

Las hepatitis B y C pueden causar problemas graves en el hígado, como cirrosis, cáncer de hígado o insuficiencia hepática. Sin embargo, algunas personas nunca tienen problemas graves.

La mayoría de los adultos que contraen hepatitis B tienen la enfermedad durante poco tiempo y luego mejoran solos.

La mayoría de las personas que contraen hepatitis C tendrán una infección a largo plazo que puede no desaparecer nunca, incluso con tratamiento.

¿Cuál es la prueba para detectar la hepatitis?

Puede hacerse un análisis de sangre para averiguar si tiene hepatitis B o hepatitis C. Le extraen una pequeña cantidad de sangre del brazo. La sangre se envía a un laboratorio.

La prueba detecta anticuerpos contra la hepatitis. Tener estos anticuerpos significa que ha estado expuesto a la hepatitis, pero no significa que tenga una infección activa en ese momento.

Si los análisis muestran que ha estado expuesto a las hepatitis B o C, su sangre puede ser analizada nuevamente para ver si el virus todavía está en su sangre. La segunda prueba muestra si tiene una infección de hepatitis activa. Para la segunda prueba, el laboratorio puede utilizar un poco de la sangre que le extrajeron o quizá tengan que extraerle más sangre.

¿Cuáles son los beneficios de hacerse los análisis?

  • Hacerse los análisis puede dar lugar a un tratamiento temprano, lo que podría ayudar a prevenir una infección a largo plazo.
  • Si sabe que tiene hepatitis, puede decidir decírselo a las personas que pueden haberle contagiado la enfermedad, de modo que también puedan hacerse los análisis. Las personas a las que puede haber infectado también podrían hacerse los análisis.
  • Si sabe que tiene la infección, puede tomar medidas para evitar contagiarla.
  • Si sus análisis muestran que no tiene hepatitis B, puede aplicarse una vacuna para evitar contagiarse alguna vez. No existe una vacuna para la hepatitis C.

¿Cuáles son los riesgos de hacerse los análisis?

Si descubre que tiene hepatitis B o C, tiene que decidir si recibir o no tratamiento.

  • Por lo general, las infecciones nuevas de hepatitis B en adultos no necesitan ser tratadas. Suelen desaparecer solas. Sin embargo, en algunas personas provocan infecciones a largo plazo (crónicas) y problemas hepáticos graves.
  • Algunos de los medicamentos utilizados para tratar la hepatitis B no tienen o tienen pocos efectos secundarios. No obstante, otros pueden causar efectos secundarios graves, como cansancio constante, dolores de cabeza, fiebre, náuseas, problemas de la glándula tiroidea o depresión.
  • Los medicamentos utilizados para tratar la hepatitis C pueden causar efectos secundarios graves durante el período de 6 a 12 meses, o más, en que los esté tomando. Los efectos secundarios pueden incluir cansancio constante, dolores de cabeza, fiebre, náuseas, problemas de la glándula tiroidea o depresión. Algunas personas dejan el tratamiento debido a que el medicamento hace que se sientan muy mal. Además, el tratamiento no siempre da resultado. Pero hay nuevos medicamentos que están ayudando a curar la hepatitis C en más personas.

¿Por qué podría recomendarle su médico que se haga análisis?

Su médico podría aconsejarle que se haga los análisis para detectar hepatitis B o C si:

  • Su trabajo o su estilo de vida lo ponen en riesgo de contraer la hepatitis. Por ejemplo:
    • Trabaja con líquidos corporales.
    • Tiene relaciones sexuales con más de una pareja sin usar condón.
    • Comparte agujas para inyectarse drogas.
    • Ha inhalado cocaína.

Los entendidos también recomiendan que todos los adultos nacidos entre 1945 y 1965 se hagan análisis de hepatitis C.1, 2 Las personas en este grupo de edad tienen más probabilidades de tener hepatitis C y no saberlo.

Compare sus opciones

Compare

¿Qué implica generalmente?









¿Cuáles son los beneficios?









¿Cuáles son los riesgos y efectos secundarios?









Hacerse los análisis para detectar la hepatitis Hacerse los análisis para detectar la hepatitis
  • Se hace uno o dos análisis de sangre.
  • Si los análisis muestran que tiene hepatitis B o C, es posible que le hagan otros análisis para ver si tiene algún daño hepático.
  • Puede recibir tratamiento temprano, lo cual puede prevenir una infección crónica y daño hepático.
  • Puede tomar medidas para evitar contagiar la enfermedad a otras personas.
  • Puede contarles a otras personas para que puedan decidir si hacerse o no los análisis.
  • Si no tiene hepatitis B, puede decidir aplicarse la vacuna contra la hepatitis B para evitar contagiarse. No existe una vacuna para la hepatitis C.
  • Hacerse los análisis puede brindarle tranquilidad.
  • Debe decidir si recibir o no tratamiento, el cual puede tener efectos secundarios graves.
  • Decirle a la gente que tiene hepatitis puede resultarle difícil y puede afectar sus relaciones.
No hacerse los análisis para detectar la hepatitis No hacerse los análisis para detectar la hepatitis
  • Puede tomar medidas para evitar contagiarse o contagiar la hepatitis.
  • Puede esperar y ver si presenta síntomas antes de decidirse a hacerse los análisis. Sin embargo, algunas personas que tienen hepatitis no presentan síntomas.
  • No tendrá que decidir si hacerse o no el tratamiento.
  • No tendrá que decidir si decirles o no a otras personas que tiene hepatitis.
  • Es posible que no se entere de que tiene hepatitis con tiempo suficiente para recibir el tratamiento que podría retrasar o detener la infección.
  • No podrá decirles a otras personas que están en riesgo y que les convendría hacerse los análisis.
  • No sabrá con seguridad si podría contagiar hepatitis a otras personas.

Historias personales

¿Le interesa lo que otros decidieron hacer? Muchas personas han enfrentado esta decisión. Estas historias personales podrían ayudarle a decidir.

Historias personales acerca de los análisis de hepatitis

Estas historias se basan en información obtenida de profesionales de la salud y consumidores. Podrían ser útiles a medida que usted toma decisiones de salud importantes.

He tenido relaciones sexuales durante años y he tenido al menos una docena de parejas sexuales. Voy a hacerme un análisis para detectar la hepatitis. Tengo un amigo que estuvo en tratamiento hace más o menos un año. Estuvo bastante mal, pero salió bien. Si él puede hacerlo, yo puedo hacerlo. Creo que me debo a mí mismo averiguar si tengo hepatitis.

Jax, 40 años

Tuve varias parejas sexuales cuando tenía entre 20 y 30 años, pero no me considero promiscua. Me preocupa la posibilidad de tener hepatitis, pero el tratamiento parece muy desagradable e incluso podría no funcionar. Creo que las probabilidades están a mi favor de que no tenga hepatitis, así que no me voy a hacer los análisis.

Karen, 33 años

Consumí drogas en mi adolescencia y compartí agujas un par de veces. También me hice un tatuaje en Tijuana durante las vacaciones de primavera. Hace poco leí un artículo acerca de la hepatitis C y creo que voy a hacerme los análisis. No quiero enfrentar la decisión del tratamiento en este momento, pero quiero saber si la tengo.

Malik, 29 años

Viví con una mujer que tenía hepatitis C y la vi sobrellevar el tratamiento. Pasó por momentos muy difíciles durante un año. No creo que yo pudiera manejar la sensación de estar enfermo durante tanto tiempo. Por ello, no me voy a hacer los análisis, porque no creo que pudiera sobrellevar el tratamiento, incluso si resultara que tengo hepatitis.

Sam, 44 años

¿Qué es lo que más le importa?

Sus sentimientos personales son tan importantes como los hechos médicos. Piense en lo que más le importa en esta decisión e indique cómo se siente acerca de las siguientes afirmaciones.

Razones para hacerse los análisis para detectar la hepatitis

Razones para no hacerse los análisis para detectar la hepatitis

Si salen positivos, estaría dispuesto a lidiar con los efectos secundarios del tratamiento.

No estaría dispuesto a pasar por los efectos secundarios del tratamiento.

Más importante
Igualmente importante
Más importante

Si salen positivos, me gustaría decirle a la gente a la que pude haber contagiado, de modo que puedan hacerse los análisis.

No me gustaría decirle a la gente, porque me preocupa que eso pudiera dañar mis relaciones.

Más importante
Igualmente importante
Más importante

Quiero saber con certeza si necesito usar condones y tomar otras medidas para no contagiar la hepatitis.

Ya estoy siendo cuidadoso. Uso condones cada vez que tengo relaciones sexuales.

Más importante
Igualmente importante
Más importante

Estoy más preocupado por tener hepatitis que por quizás tener que decirles a otros que me contagié.

Estoy más preocupado de que podría tener que decirles a otros que me contagié hepatitis que del hecho de tener hepatitis.

Más importante
Igualmente importante
Más importante

Mis otros motivos importantes:

Mis otros motivos importantes:

Más importante
Igualmente importante
Más importante

¿Hacia qué se inclina ahora?

Ahora que ha considerado los hechos y sus sentimientos, es posible que tenga una idea general de su posición sobre esta decisión. Indique hacia qué se inclina en este momento.

Hacerme los análisis

NO hacerme los análisis

Me inclino por
Indeciso
Me inclino por

¿Qué más necesita para tomar su decisión?

Verifique los hechos

1.

Si contraigo hepatitis, necesito tratamiento para mejorar.

  • VerdaderoLo lamento, eso no es correcto. Las personas con hepatitis B o C pueden no necesitar tratamiento si la enfermedad no ha causado problemas en el hígado. Sin embargo, el tratamiento puede evitar que la infección a largo plazo por hepatitis B o C cause problemas hepáticos graves.
  • FalsoEs correcto. Las personas con hepatitis B o C pueden no necesitar tratamiento si la enfermedad no ha causado problemas en el hígado. Sin embargo, el tratamiento puede evitar que la infección a largo plazo por hepatitis B o C cause problemas hepáticos graves.
  • No estoy seguroEs posible que le ayude volver atrás y leer "Obtenga los hechos". Las personas con hepatitis B o C pueden no necesitar tratamiento si la enfermedad no ha causado problemas en el hígado. Sin embargo, el tratamiento puede prevenir problemas hepáticos graves.
2.

Es posible que nunca sepa que tengo hepatitis si no me hago los análisis.

  • VerdaderoEs correcto. A menudo, la hepatitis no produce síntomas, por lo que muchas personas no saben que la tienen hasta que se hacen los análisis.
  • FalsoLo lamento, eso no es correcto. A menudo, la hepatitis no produce síntomas, por lo que muchas personas no saben que la tienen hasta que se hacen los análisis.
  • No estoy seguroEs posible que le ayude volver atrás y leer "Obtenga los hechos". A menudo, la hepatitis no produce síntomas, por lo que muchas personas no saben que la tienen hasta que se hacen los análisis.
3.

Hacerme los análisis podría ayudar a otras personas.

  • VerdaderoEso es cierto. Si tiene hepatitis, puede tomar medidas para no contagiarla a otras personas.
  • FalsoLo lamento, eso no es correcto. Si sabe que tiene hepatitis, puede tomar medidas para no contagiarla a otras personas.
  • No estoy seguroEs posible que le ayude volver atrás y leer "Obtenga los hechos". Si sabe que tiene hepatitis, puede tomar medidas para no contagiarla a otras personas.

Decida cuál es el siguiente paso

1.

¿Entiende usted las opciones que tiene?

2.

¿Le queda claro cuáles beneficios y efectos secundarios son los más importantes para usted?

3.

¿Tiene usted suficiente apoyo y asesoramiento de otras personas para tomar una decisión?

Certeza

1.

¿Qué tan seguro se siente ahora acerca de su decisión?

Nada seguro
Un poco seguro
Muy seguro
3.

Use el espacio siguiente para enumerar preguntas, inquietudes y pasos a seguir.

Resumen

Esto es un registro de sus respuestas. Puede usarlo para hablar con su médico o sus seres queridos sobre su decisión.

Su decisión 

Pasos a seguir

Hacia qué se inclina

Qué tan seguro está

Sus comentarios

Su conocimiento de los hechos 

Conceptos clave que ha entendido

Conceptos clave que pueden necesitar revisión

Prepárese para actuar 

Opciones del paciente

Créditos y Referencias

Credits
CréditosEl personal de Healthwise
Revisor médico primarioE. Gregory Thompson, MD - Medicina interna
Revisor médico especializadoW. Thomas London, MD - Hepatología

Referencias
Citas bibliográficas
  1. Smith BD, et al. (2012). Recommendations for the identification of chronic hepatitis C virus infection among persons born during 1945–1965. MMWR, 61(RR-4): 1–32. Available online: http://www.cdc.gov/mmwr/preview/mmwrhtml/rr6104a1.htm.
  2. U.S. Preventive Services Task Force (2013). Screening for Hepatitis C Virus Infection in Adults: Recommendation Statement. Available online: http://www.uspreventiveservicestaskforce.org/uspstf/uspshepc.htm.
Usted puede querer tener algo que decir en esta decisión, o simplemente puede desear seguir la recomendación de su médico. De cualquier manera, esta información le ayudará a entender cuáles son sus alternativas para que pueda hablar con su médico acerca de ellas.

Hepatitis B y C: ¿Debería realizarme los análisis?

Esto es un registro de sus respuestas. Puede usarlo para hablar con su médico o sus seres queridos sobre su decisión.
  1. Obtenga los hechos
  2. Compare sus opciones
  3. ¿Qué es lo que más le importa?
  4. ¿Hacia qué se inclina ahora?
  5. ¿Qué más necesita para tomar su decisión?

1. Hechos

Sus opciones

  • Hacerse un análisis de sangre para detectar hepatitis B o hepatitis C.
  • No hacerse el análisis.

Puntos clave para recordar

  • A menudo, la hepatitis no causa ningún síntoma, así que muchas personas no saben que la tienen hasta que se hacen los análisis.
  • Si le hacen análisis y descubre que tiene hepatitis, podría enfrentar una difícil decisión sobre el tratamiento. El tratamiento para la hepatitis C puede tener efectos secundarios graves durante el período de 6 a 12 meses, o más, en que lo reciba. Además, no siempre da resultado. También resulta muy costoso si no tiene seguro o si su seguro no cubre todos los costos.
  • Las personas con hepatitis B o C pueden no necesitar tratamiento si la enfermedad no ha causado problemas en el hígado. Sin embargo, ambos tipos pueden causar problemas graves en el hígado, como cirrosis, cáncer de hígado o insuficiencia hepática. En algunas personas, el tratamiento puede prevenir problemas en el hígado.
  • Algunas personas contraen hepatitis B o C a pesar de que nunca han usado drogas ilegales o nunca han tenido más de una pareja sexual.
  • Puede vacunarse para evitar contraer la hepatitis A o B, pero no hay vacunas para prevenir la hepatitis C.
  • Si sabe que tiene hepatitis, puede tomar medidas para evitar el contagio a otras personas.
  • Tener que decirles a sus amigos y familiares que tiene hepatitis podría afectar sus relaciones.
PMCs

¿Qué es la hepatitis?

La hepatitis causa la inflamación del hígado. Las hepatitis B y C se transmiten a través de la sangre y de los líquidos corporales infectados. La hepatitis B suele transmitirse durante el contacto sexual y cuando las personas comparten agujas para inyectarse drogas.

La hepatitis C también se transmite a través de agujas compartidas. Ambos tipos se pueden propagar cuando una persona infectada comparte artículos como navajas (cuchillas) de afeitar o cepillos dentales.

Algunas veces, un bebé se infecta al nacer debido a que la madre tiene hepatitis.

Algunas causas menos comunes incluyen:

  • Hacerse un tatuaje o un "piercing" con una aguja que no estaba esterilizada.
  • Darse un pinchazo accidental con una aguja sucia.
  • Haber recibido una transfusión de sangre antes de 1992 (hepatitis C).

Muchas personas contraen hepatitis sin saber cómo se contagiaron. Y muchas personas tienen hepatitis durante años sin saberlo, porque no tienen síntomas.

Las hepatitis B y C pueden causar problemas graves en el hígado, como cirrosis, cáncer de hígado o insuficiencia hepática. Sin embargo, algunas personas nunca tienen problemas graves.

La mayoría de los adultos que contraen hepatitis B tienen la enfermedad durante poco tiempo y luego mejoran solos.

La mayoría de las personas que contraen hepatitis C tendrán una infección a largo plazo que puede no desaparecer nunca, incluso con tratamiento.

¿Cuál es la prueba para detectar la hepatitis?

Puede hacerse un análisis de sangre para averiguar si tiene hepatitis B o hepatitis C. Le extraen una pequeña cantidad de sangre del brazo. La sangre se envía a un laboratorio.

La prueba detecta anticuerpos contra la hepatitis. Tener estos anticuerpos significa que ha estado expuesto a la hepatitis, pero no significa que tenga una infección activa en ese momento.

Si los análisis muestran que ha estado expuesto a las hepatitis B o C, su sangre puede ser analizada nuevamente para ver si el virus todavía está en su sangre. La segunda prueba muestra si tiene una infección de hepatitis activa. Para la segunda prueba, el laboratorio puede utilizar un poco de la sangre que le extrajeron o quizá tengan que extraerle más sangre.

¿Cuáles son los beneficios de hacerse los análisis?

  • Hacerse los análisis puede dar lugar a un tratamiento temprano, lo que podría ayudar a prevenir una infección a largo plazo.
  • Si sabe que tiene hepatitis, puede decidir decírselo a las personas que pueden haberle contagiado la enfermedad, de modo que también puedan hacerse los análisis. Las personas a las que puede haber infectado también podrían hacerse los análisis.
  • Si sabe que tiene la infección, puede tomar medidas para evitar contagiarla.
  • Si sus análisis muestran que no tiene hepatitis B, puede aplicarse una vacuna para evitar contagiarse alguna vez. No existe una vacuna para la hepatitis C.

¿Cuáles son los riesgos de hacerse los análisis?

Si descubre que tiene hepatitis B o C, tiene que decidir si recibir o no tratamiento.

  • Por lo general, las infecciones nuevas de hepatitis B en adultos no necesitan ser tratadas. Suelen desaparecer solas. Sin embargo, en algunas personas provocan infecciones a largo plazo (crónicas) y problemas hepáticos graves.
  • Algunos de los medicamentos utilizados para tratar la hepatitis B no tienen o tienen pocos efectos secundarios. No obstante, otros pueden causar efectos secundarios graves, como cansancio constante, dolores de cabeza, fiebre, náuseas, problemas de la glándula tiroidea o depresión.
  • Los medicamentos utilizados para tratar la hepatitis C pueden causar efectos secundarios graves durante el período de 6 a 12 meses, o más, en que los esté tomando. Los efectos secundarios pueden incluir cansancio constante, dolores de cabeza, fiebre, náuseas, problemas de la glándula tiroidea o depresión. Algunas personas dejan el tratamiento debido a que el medicamento hace que se sientan muy mal. Además, el tratamiento no siempre da resultado. Pero hay nuevos medicamentos que están ayudando a curar la hepatitis C en más personas.

¿Por qué podría recomendarle su médico que se haga análisis?

Su médico podría aconsejarle que se haga los análisis para detectar hepatitis B o C si:

  • Su trabajo o su estilo de vida lo ponen en riesgo de contraer la hepatitis. Por ejemplo:
    • Trabaja con líquidos corporales.
    • Tiene relaciones sexuales con más de una pareja sin usar condón.
    • Comparte agujas para inyectarse drogas.
    • Ha inhalado cocaína.

Los entendidos también recomiendan que todos los adultos nacidos entre 1945 y 1965 se hagan análisis de hepatitis C.1, 2 Las personas en este grupo de edad tienen más probabilidades de tener hepatitis C y no saberlo.

2. Compare sus opciones

  Hacerse los análisis para detectar la hepatitis No hacerse los análisis para detectar la hepatitis
¿Qué implica generalmente?
  • Se hace uno o dos análisis de sangre.
  • Si los análisis muestran que tiene hepatitis B o C, es posible que le hagan otros análisis para ver si tiene algún daño hepático.
  • Puede tomar medidas para evitar contagiarse o contagiar la hepatitis.
  • Puede esperar y ver si presenta síntomas antes de decidirse a hacerse los análisis. Sin embargo, algunas personas que tienen hepatitis no presentan síntomas.
¿Cuáles son los beneficios?
  • Puede recibir tratamiento temprano, lo cual puede prevenir una infección crónica y daño hepático.
  • Puede tomar medidas para evitar contagiar la enfermedad a otras personas.
  • Puede contarles a otras personas para que puedan decidir si hacerse o no los análisis.
  • Si no tiene hepatitis B, puede decidir aplicarse la vacuna contra la hepatitis B para evitar contagiarse. No existe una vacuna para la hepatitis C.
  • Hacerse los análisis puede brindarle tranquilidad.
  • No tendrá que decidir si hacerse o no el tratamiento.
  • No tendrá que decidir si decirles o no a otras personas que tiene hepatitis.
¿Cuáles son los riesgos y efectos secundarios?
  • Debe decidir si recibir o no tratamiento, el cual puede tener efectos secundarios graves.
  • Decirle a la gente que tiene hepatitis puede resultarle difícil y puede afectar sus relaciones.
  • Es posible que no se entere de que tiene hepatitis con tiempo suficiente para recibir el tratamiento que podría retrasar o detener la infección.
  • No podrá decirles a otras personas que están en riesgo y que les convendría hacerse los análisis.
  • No sabrá con seguridad si podría contagiar hepatitis a otras personas.

Historias personales

¿Le interesa lo que otros decidieron hacer? Muchas personas han enfrentado esta decisión. Estas historias personales podrían ayudarle a decidir.

Historias personales acerca de los análisis de hepatitis

Estas historias se basan en información obtenida de profesionales de la salud y consumidores. Podrían ser útiles a medida que usted toma decisiones de salud importantes.

"He tenido relaciones sexuales durante años y he tenido al menos una docena de parejas sexuales. Voy a hacerme un análisis para detectar la hepatitis. Tengo un amigo que estuvo en tratamiento hace más o menos un año. Estuvo bastante mal, pero salió bien. Si él puede hacerlo, yo puedo hacerlo. Creo que me debo a mí mismo averiguar si tengo hepatitis."

— Jax, 40 años

"Tuve varias parejas sexuales cuando tenía entre 20 y 30 años, pero no me considero promiscua. Me preocupa la posibilidad de tener hepatitis, pero el tratamiento parece muy desagradable e incluso podría no funcionar. Creo que las probabilidades están a mi favor de que no tenga hepatitis, así que no me voy a hacer los análisis."

— Karen, 33 años

"Consumí drogas en mi adolescencia y compartí agujas un par de veces. También me hice un tatuaje en Tijuana durante las vacaciones de primavera. Hace poco leí un artículo acerca de la hepatitis C y creo que voy a hacerme los análisis. No quiero enfrentar la decisión del tratamiento en este momento, pero quiero saber si la tengo."

— Malik, 29 años

"Viví con una mujer que tenía hepatitis C y la vi sobrellevar el tratamiento. Pasó por momentos muy difíciles durante un año. No creo que yo pudiera manejar la sensación de estar enfermo durante tanto tiempo. Por ello, no me voy a hacer los análisis, porque no creo que pudiera sobrellevar el tratamiento, incluso si resultara que tengo hepatitis."

— Sam, 44 años

3. ¿Qué es lo que más le importa?

Sus sentimientos personales son tan importantes como los hechos médicos. Piense en lo que más le importa en esta decisión e indique cómo se siente acerca de las siguientes afirmaciones.

Razones para hacerse los análisis para detectar la hepatitis

Razones para no hacerse los análisis para detectar la hepatitis

Si salen positivos, estaría dispuesto a lidiar con los efectos secundarios del tratamiento.

No estaría dispuesto a pasar por los efectos secundarios del tratamiento.

       
Más importante
Igualmente importante
Más importante

Si salen positivos, me gustaría decirle a la gente a la que pude haber contagiado, de modo que puedan hacerse los análisis.

No me gustaría decirle a la gente, porque me preocupa que eso pudiera dañar mis relaciones.

       
Más importante
Igualmente importante
Más importante

Quiero saber con certeza si necesito usar condones y tomar otras medidas para no contagiar la hepatitis.

Ya estoy siendo cuidadoso. Uso condones cada vez que tengo relaciones sexuales.

       
Más importante
Igualmente importante
Más importante

Estoy más preocupado por tener hepatitis que por quizás tener que decirles a otros que me contagié.

Estoy más preocupado de que podría tener que decirles a otros que me contagié hepatitis que del hecho de tener hepatitis.

       
Más importante
Igualmente importante
Más importante

Mis otros motivos importantes:

Mis otros motivos importantes:

  
       
Más importante
Igualmente importante
Más importante

4. ¿Hacia qué se inclina ahora?

Ahora que ha considerado los hechos y sus sentimientos, es posible que tenga una idea general de su posición sobre esta decisión. Indique hacia qué se inclina en este momento.

Hacerme los análisis

NO hacerme los análisis

       
Me inclino por
Indeciso
Me inclino por

5. ¿Qué más necesita para tomar su decisión?

Verifique los hechos

1. Si contraigo hepatitis, necesito tratamiento para mejorar.

  • Verdadero
  • Falso
  • No estoy seguro
Es correcto. Las personas con hepatitis B o C pueden no necesitar tratamiento si la enfermedad no ha causado problemas en el hígado. Sin embargo, el tratamiento puede evitar que la infección a largo plazo por hepatitis B o C cause problemas hepáticos graves.

2. Es posible que nunca sepa que tengo hepatitis si no me hago los análisis.

  • Verdadero
  • Falso
  • No estoy seguro
Es correcto. A menudo, la hepatitis no produce síntomas, por lo que muchas personas no saben que la tienen hasta que se hacen los análisis.

3. Hacerme los análisis podría ayudar a otras personas.

  • Verdadero
  • Falso
  • No estoy seguro
Eso es cierto. Si tiene hepatitis, puede tomar medidas para no contagiarla a otras personas.

Decida cuál es el siguiente paso

1. ¿Entiende usted las opciones que tiene?

2. ¿Le queda claro cuáles beneficios y efectos secundarios son los más importantes para usted?

3. ¿Tiene usted suficiente apoyo y asesoramiento de otras personas para tomar una decisión?

Certeza

1. ¿Qué tan seguro se siente ahora acerca de su decisión?

     
Nada seguro
Un poco seguro
Muy seguro

2. Verifique lo que debe hacer antes de tomar esta decisión.

  • Estoy listo para actuar.
  • Yo quiero discutir las opciones con otras personas.
  • Yo quiero aprender más acerca de mis opciones.

3. Use el espacio siguiente para enumerar preguntas, inquietudes y pasos a seguir.

 
Créditos
PorEl personal de Healthwise
Revisor médico primarioE. Gregory Thompson, MD - Medicina interna
Revisor médico especializadoW. Thomas London, MD - Hepatología

Referencias
Citas bibliográficas
  1. Smith BD, et al. (2012). Recommendations for the identification of chronic hepatitis C virus infection among persons born during 1945–1965. MMWR, 61(RR-4): 1–32. Available online: http://www.cdc.gov/mmwr/preview/mmwrhtml/rr6104a1.htm.
  2. U.S. Preventive Services Task Force (2013). Screening for Hepatitis C Virus Infection in Adults: Recommendation Statement. Available online: http://www.uspreventiveservicestaskforce.org/uspstf/uspshepc.htm.

Nota: La "versión imprimible" del documento no contendrá toda la información disponible en el documento en línea; parte de la información (por ejemplo, referencias cruzadas a otros temas, definiciones o ilustraciones médicas) sólo está disponible en la versión en línea.

Esta información no reemplaza la consulta médica. Healthwise, Incorporated niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta las Condiciones de Uso. Cómo se desarrolló esta información para ayudarle a tomar mejores decisiones de salud.

© 1995-2014 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para cada decisión de la salud, y el logo de Healthwise son marcas de fábrica de Healthwise, Incorporated.