Skip to Content
UW Health SMPH
American Family Children's Hospital
DONATE Donate
SHARE TEXT

Esguince de tobillo: Cómo utilizar un vendaje compresivo

Introducción

Los esguinces de tobillo son lesiones comunes que pueden derivar en problemas de por vida. Algunas personas con esguinces reiterados o graves pueden llegar a tener dolor y debilidad articulares a largo plazo. El tratamiento de un esguince de tobillo puede ayudar a prevenir problemas crónicos de tobillo.

Si un tobillo con un esguince no sana correctamente, la articulación podría volverse inestable y el tobillo puede quedar debilitado y con tendencia a lesionarse de nuevo con facilidad. La atención inicial adecuada del esguince de tobillo es esencial.

  • Un vendaje compresivo ayuda a disminuir la hinchazón. Si la hinchazón se mantiene al mínimo, podría ayudar a dar alivio al tobillo.
  • La aplicación de un vendaje compresivo es fácil y puede realizarse en el hogar.
  • Los vendajes elásticos no son costosos y están disponibles en la mayoría de las farmacias.
  • Usted puede utilizar un aparato ortopédico protector, como una tablilla (férula) o un dispositivo para evitar que su tobillo se mueva (inmovilizador), por encima de un vendaje compresivo. Esto puede ayudar a prevenir lesiones adicionales al tobillo cuando intente poner peso sobre este.

Cómo

Para ayudar a controlar la hinchazón, algunos médicos recomiendan vendar el tobillo con una venda elástica, también llamada vendaje ACE. Este producto puede comprarse en la mayoría de las farmacias. Para aplicar un vendaje compresivo:

  • Corte varios pedazos de tela de fieltro en forma de herradura para formar una almohadilla gruesa de 0.5 pulgadas (1.3 cm). La almohadilla se colocará (con el extremo abierto hacia arriba) debajo del hueso del tobillo para ayudar a impedir que entre líquido en la parte hueca del hueso del tobillo.
  • Enrolle la venda elástica si no viene enrollada. Sostenga el tobillo en un ángulo de alrededor de 90 grados. Comience donde los dedos de los pies se juntan con el cuerpo en el pie. Sostenga el extremo suelto de la venda al costado del pie. Envuelva el antepié con la venda una vez, manteniéndola algo tensa con un tirón suave.
  • Después de la primera vuelta, comience a vendar lentamente alrededor del arco del pie. Estire la venda en forma diagonal desde el parte inferior de los dedos de los pies por encima de la parte superior del pie y rodee el tobillo. A continuación, cruce la venda diagonalmente por encima de la parte superior del pie y por debajo del arco formando un número ocho.
  • Cuando llegue al hueso del tobillo, envuelva la parte de fieltro con la venda, de modo que quede en su lugar debajo del hueso del tobillo. Continúe alrededor del tobillo y el pie formando un número ocho, moviéndose hacia el talón por debajo y hacia la pantorrilla por encima del ocho. El vendaje debería cubrir el pie entero y terminar varias pulgadas por encima del tobillo. La mayoría de los vendajes compresivos son autoajustables o vienen con ajustadores. En caso de no ser así, utilice cinta para asegurar el extremo.
  • El vendaje debería estar apretado, pero no debería cortar la circulación al pie. Revísese los dedos de los pies. Si se tornan morados o azules, fríos al tacto, o entumecidos o con hormigueo, el vendaje está muy apretado y debería aflojarse. También afloje el vendaje por la noche antes de acostarse.

Créditos

Por El personal de Healthwise
Adam Husney, MD - Medicina familiar
William H. Blahd, Jr., MD, FACEP - Medicina de emergencia
Última revisión 17 octubre, 2013

Esta información no reemplaza la consulta médica. Healthwise, Incorporated niega toda garantía y responsabilidad por el uso de esta información. El uso que usted haga de esta información implica que usted acepta las Condiciones de Uso. Cómo se desarrolló esta información para ayudarle a tomar mejores decisiones de salud.

© 1995-2014 Healthwise, Incorporated. Healthwise, Healthwise para cada decisión de la salud, y el logo de Healthwise son marcas de fábrica de Healthwise, Incorporated.